Putin denuncia que la OTAN “trata de empujarnos a una confrontación”

18 de febrero de 2017

17 de febrero de 2017 — En declaraciones públicas que dio el 16 de febrero en la reunión en el Kremlin con la junta del Servicio Federal de Seguridad de la Federación Rusa (FSB), el Presidente ruso, Vladimir Putin, acusó a la OTAN de que está “constantemente provocándonos y están tratando de empujarnos hacia una confrontación. Vemos los intentos constantes para interferir en nuestros asuntos internos buscando desestabilizar la situación social y política en Rusia propiamente”.

Putin denunció que la situación se ha empeorado desde la pasada cumbre de la OTAN de julio en Varsovia, Polonia, donde “declararon que Rusia es la mayor amenaza a la alianza por primera vez desde 1989, y la OTAN proclamó oficialmente que su nueva misión es contener a Rusia. Es con este objetivo que la OTAN continúa su expansión. Esta expansión ya estaba ocurriendo previamente, pero ahora ellos consideran que tienen mayores motivos para hacerla. Ellos han aumentado el despliegue de armas estratégicas y convencionales más allá de las fronteras nacionales de los principales Estados miembros de la OTAN”.

No obstante, Putin afirmó, “es de interés común restaurar el diálogo con los servicios de inteligencia de Estados Unidos y con otros países miembros de la OTAN. No es culpa nuestra que estos vínculos se rompieran y que no se estén desarrollando”. Putin había afirmado en varias ocasiones que esperaba que este deterioro ocurrido durante los años de Obama sería rectificado bajo el gobierno del Presidente Trump.

El embajador de Rusia ante la OTAN, Alexander Grushko, hizo declaraciones similares cuando habló con la prensa, luego de que participara en la reunión de Bruselas del Consejo Rusia-OTAN. Grushko señaló que parece que en la OTAN reconocen de alguna manera “el peligro de que [ellos] no tengan canales de comunicación con nosotros”, pero hasta ahora no se ha logrado mucho. El también criticó las provocaciones que está haciendo la OTAN, y afirmó que “la decisión de incrementar la presencia naval de la OTAN en el Mar Negro es, en cualquier caso, otro paso más hacia el aumento de las tensiones en las regiones que son de importancia decisiva para Rusia”. Añadió que Rusia está reforzando sus fuerzas en el sur de Crimea como respuesta al aumento de la presencia de la OTAN. “Estamos rearmando a nuestro grupo en Crimea. Naturalmente, vamos a tomar todas las medidas necesarias para garantizar adecuadamente el interés de Rusia en estas regiones”.