McMaster: Un intelectual con experiencia de combate que no teme agitar las aguas

22 de febrero de 2017

22 de febrero de 2017 — La persona nombrada por el Presidente como su Asesor de Seguridad Nacional, el teniente general H. R. McMaster, parece ser en todos los aspectos un nombramiento muy sólido. Es un firme adversario de la doctrina británica utopista denominada “Revolución en Asuntos Militares”, para empezar. Es un veterano de la Guerra del Golfo de 1991 y de Iraq en 2005, y tiene la reputación de ser uno de los hombres más listos del Ejército, con un doctorado en historia de la Universidad de Carolina del Norte; se le considera un estratega responsable y alguien que no teme ser categórico cuando la ocasión lo exige. Es posible que McMaster le pueda dar a Trump la mejor asesoría sin ninguna consideración a las “narrativas” alternas que él considere que son menos veraces.

McMaster ganó prominencia por primera vez cuando su tesis de doctorado, titulada Dereliction of Duty: Lyndon Johnson; Robert McNamara, the Joint Chiefs of Staff, and the lies that led to Vietnam (Incumplimiento del deber: Lyndon Johnson; Robert McNamara, los Jefes del Estado Mayor Conjunto, y las mentiras que condujeron a Vietnam) se publicó como libro en 1997. En ese libro, McMaster señala con el respaldo de documentos recién desclasificados y disponibles, que el liderato de las fuerzas armadas, hasta el general Maxwell Taylor, y el jefe del Estado Mayor Conjunto, general Earle Wheeler, cedieron a las mentiras sobre Vietnam del gobierno de Johnson, y por lo tanto faltaron a cumplir con su deber constitucional.

El libro agitó las aguas entre las fuerzas armadas, desde los círculos que lo rechazaron dentro del Ejército, de quienes no podían tolerar la idea de que el general Taylor se le dijera mentiroso, hasta la respuesta contraria, como la del general Hugh Shelton, por ejemplo, quien fue el jefe del Estado Mayor Conjunto en el momento de la publicación del libro. Un comentarista del Philadelphia Inquirer, James Pinkerton, escribió que en 1998 Shelton envió ejemplares del libro a todos los 17 oficiales de cuatro estrellas, y luego los invitó al Pentágono a un desayuno con el autor. “Esto [el error de Vietnam] no volverá a suceder otra vez”, les dijo Shelton a los invitados, según el general Anthony Zinni.

Pinkerton escribió ese comentario en 2006, durante la famosa “Revuelta de los generales” en contra del entonces secretario de Defensa Donald Rumsfeld por la manera en que conducía la guerra en Iraq. McMaster no hizo ningún comentario público sobre esa controversia, pero Pinkerton señaló que la última vez que McMaster levantó la voz, “lo hizo con furia, y el Pentágono se sacudió, como si le hubiese caído una tormenta eléctrica”.

McMaster se conoce también como un crítico severo de la mentada doctrina de la “Revolución en Asuntos Militares”, la teoría de que la tecnología de la “Era de la informática” cambiaría la naturaleza de la guerra, de tal modo que las fuerzas armadas de Estados Unidos dominarían siempre en el campo de batalla con armas de precisión guiada y un conocimiento perfecto del enemigo. En una conferencia que dio en Virginia en mayo de 2009, McMaster ridiculizó a esa doctrina “que lleva a la idea de que tienes un conocimiento perfecto y que puedes aplicar el poder militar a la perfección”. En esa ocasión le dijo a su público que, más bien, “es tiempo ya de desligarnos de este pensamiento poco realista y que volvamos a la guerra real”. Desde entonces, como alto oficial en el Comando de Entrenamiento y Doctrina del Ejército de EU, MacMasater ha estado involucrado a fondo en cuestiones de cómo sería la guerra del futuro y cómo debería organizarse al ejército para librarla.