Estalla nuevo escándalo sobre el despliegue de los THAAD de EU en Corea del Sur

1 de junio de 2017

31 de mayo de 2017 — Estalló un nuevo escándalo en torno al despliegue de los sistemas antimisiles THAAD en Corea del Sur, en medio de los “ruidos” producidos por la última prueba de un misil de Corea del Norte.

Según un informe en el Korea Times, las fuerzas armadas de EU movieron otros cuatro lanzadores de THAAD a Corea del Sur sin informar al Presidente surcoreano, recientemente electo, Moon Jae-in. Moon ordenó una investigación a fondo sobre cómo llegaron esos nuevos lanzadores y calificó el incidente como “muy choqueante”, según dijo Yoon Young-chan, el secretario de relaciones públicas.

“El director recientemente nombrado de la Oficina de Seguridad Nacional, Chung Eui-yong le informó a Moon que se habían transportado otros cuatro lanzadores adicionales a Corea y que los mantenían en una base militar” dijo Yoon. “El Ministerio de la Defensa no mencionó esto cuando dio un informe político a la comisión asesora presidencial el 25 de mayo”. Yoon dijo que Moon confirmó el ingreso de los cuatro lanzadores después de hablarle personalmente al Ministro de la Defensa Han Min-koo y dijo que era “muy choqueante”. “Le ordenó a Chung y al Primer Secretario de Asuntos Civiles, Cho Kuk que investiguen minuciosamente cómo es que ingresaron los lanzadores; quién decidió esto; por qué el ministerio lo mantuvo en secreto y por qué no informó de este hecho al nuevo gobierno” dijo Yoon.

Según el informe en el Korea Herald, los cuatro lanzadores adicionales fueron llevados a Corea en algún momento en el último mes. El reconocimiento oficial del despliegue se produjo el 6 de marzo cuando las fuerzas estadounidenses en Corea dieron a conocer imágenes en donde se podía ver que se estaban embarcando dos lanzadores en un avión de carga C-17. Solo se vieron dos lanzadores que se estaban transportando al antiguo campo de golf en Seongju, provincia de Gyeongsang Norte a mediados de abril.

“Una cosa que parece cierta es que Moon no recibió ningún informe sobre el tema cuando visitó el ministerio una semana después de haber prestado juramento en el cargo”, informó el Korea Herald.

En comentarios hoy con reporteros, según informa la agencia Yonhap, el vocero del Pentágono capitán Jeff Davis, negó que hubiera algún subterfugio en el despliegue de los THAAD.

“Continuaremos trabajando muy estrechamente con el gobierno de la República de Corea y hemos sido muy transparentes en todas sus acciones en todo este proceso” dijo Davis.