Irma causa estragos en zonas de Florida; Georgia y las Carolinas afectadas

13 de septiembre de 2017

13 de septiembre de 2017 — Luego de que el huracán Irma tocó tierra en Los Cayos de Florida y de nuevo en Naples, Florida, causó una devastación y destrucción en toda la península del estado, de norte a sur y de este a oeste. Aproximadamente 10 millones de personas quedaron sin electricidad, abundan las comunicaciones defectuosas, y los caminos bloqueados hacen extremadamente difícil evaluar plenamente el daño, en especial en Los Cayos, lugar del cual una periodista en la zona caracterizó como “una zona de guerra”.

Hasta el lunes 11 se habían reportado cuatro muertes en Florida, pero las autoridades piensan que el número puede aumentar, en especial dada la destrucción en Los Cayos. Allí, informa el noticiero Fox News, no hay combustible, no hay electricidad, ni hay agua potable, o servicio de celular.

“La situación en Los Cayos es tal que no estarán adecuados para que las personas regresen allí sino dentro de semanas” dijo el lunes 11 Tom Bossert, Asesor de Seguridad Nacional. Los suministros son muy escasos, y para quienes no evacuaron el lugar, se augura una crisis humanitaria.

En una conferencia de prensa este lunes 11, Eric Silagy, presidente de Florida Power and Light (FPL), empresa eléctrica más grande del estado de Florida, estima que más de la mitad del estado (alrededor de 10 millones de personas) no tenían electricidad en esos momentos, muchos más que los 6.2 millones de personas que perdieron la electricidad cuando la súper tormenta Sandy. Nótese que, en el 2013, la FPL se jactó de haber invertido 3 mil millones de dólares en una “red inteligente de infraestructura”, para crear una red “más fuerte, inteligente y mucho más resistente a las tormentas”, informó The Atlantic. Era como “lo mejor que un país podía haber hecho” pero ahora, aparentemente, “Irma volvió inservible gran parte de ese sistema”.

Rob Gould, vicepresidente de comunicaciones de la FPL, le dijo a la cadena de Tv ABC que la restauración de la red de la costa este se podría restablecer dentro del marco de tiempo estándar, pero la red eléctrica de la costa oeste va a necesitar una “reconstrucción entera”, posiblemente la más larga y compleja en la historia de Estados Unidos.

Mientras que la tormenta se movía hacia el norte, un tormenta ciclónica en Jacksonville, en la frontera con Georgia, causó enormes inundaciones en esa ciudad, hacienda necesaria una declaración de emergencia de inundación repentina. Mientras Irma entraba en Georgia, se informó de un tornado que fue generado por la tormenta en la costa, y se emitió un alerta de tormenta tropical (de vientos entre 39 y 73 mph) por primera vez en la historia de Atlanta. Durante los dos día siguientes, Irma siguió el rumbo del noroeste, hacia Alabama, Misisipi y Tennessee. Según el sitio www.weather.com, la situación en Charleston, Carolina del Sur, es “grave”, y las autoridades declararon una emergencia por inundaciones repentinas, dado lo extensor de las mismas. Más de 120.000 usuarios en todo el estado no tienen electricidad.