Helga Zepp-LaRouche participó en el Foro de la Ruta de la Seda Marítima del Siglo 21, en Zhuhai, China

5 de diciembre de 2017

5 de diciembre de 2017 — Inmediatamente después de la muy exitosa Conferencia del Instituto Schiller en Bad Soden, Alemania, Helga Zepp-LaRouche participó como uno de los potentes principales en la conferencia del 29 de noviembre en Zhuhai, Guangdong, el Foro de la Ruta de la Seda Marítima del Siglo 21, sobre la comunicación internacional y la globalización de las compañías chinas (de Guangdong). El foro fue organizado por el gobierno provincial de Guangdong, y participaron como ponentes varios representantes del gobierno federal y regional, líderes de la comunidad empresarial, y varios ponentes institucionales de China, Asia, Estados Unidos, Europa y África. Claramente la conferencia estuvo inspirada por el “Espíritu de la Nueva Ruta de la Seda” y se manifestó una atmósfera de optimismo, que en Occidente casi no se ve en absoluto.

El discurso de Zepp-LaRouche, titulado “La Iniciativa de la Franja y la Ruta y el Diálogo de Culturas basado en sus manifestaciones más elevadas”, fue recibido con mucho agrado.

Parte del programa del Foro fue la visita al Centro de Planificación de la Ciudad de Zhuhai, una exposición del plan maestro de las zonas industriales de Zhuhai y de la región que la circunda, “lo mejor de la planificación urbana”, como lo señaló uno de los participantes. La exposición refleja exactamente los principios que planteó Lyndon LaRouche con relación a los principios modulares, unificando una eficiencia máxima con las condiciones humanas y la belleza arquitectónica.

El punto álgido del recorrido fue la visita al Puente que une las ciudades de Hong Kong, Zhuhai y Macao, que conecta a Hong Kong por la ribera oriental del delta del río Pearl, a Zhuhai y a Macao en la ribera occidental. Este puente es la autopista más larga que atraviesa el mar en China, y tiene una longitud de 55 kilómetros, que consiste en el Proyecto Principal del Puente de 29.6 kilómetros, tres instalaciones de cruce fronterizo en Hong Kong, Zhunhai y Macao, y tres carreteras que unen estas tres regiones. El puente ya está casi terminado luego de solo ocho años de construcción y de sacar 120 patentes en innovadoras capacidades de ingeniería. “Estamos parados en una parte crucial del Puente Terrestre Mundial”, comentó Helga Zepp-LaRouche.

Otra parte del viaje incluyó la visita a la ciudad de Guangzhou, capital de Guangdong, sobre la cual la delegación del Instituto Schiller estuvo de acuerdo en que demuestra que la mayor parte de la arquitectura moderna podría ser bella, y este en una caso muy impresionante, en que la nueva parte de la ciudad es más bella que la vieja, lo cual refleja una orientación hacia el bienestar general de la población