Estados Unidos y Rusia emitieron declaraciones sobre el Tratado START

8 de febrero de 2018

7 de febrero de 2018 –- Tanto Estados Unidos como Rusia emitieron declaraciones en las que reafirman su compromiso a la implementación del Tratado de Reducción de Armas Estratégicas (START, en sus siglas en inglés). TASS señala que estas declaraciones suceden en el momento en que se espera que los dos países lleguen al límite establecido por el tratado.

“Estados Unidos seguirá implementando cabalmente el Nuevo START, que contribuye a preservar la estabilidad estratégica entre Estados Unidos y Rusia y es un componente decisivo en los esfuerzos globales de no proliferación nuclear”, le dijo a TASS un funcionario del Departamento de Estado de EU. Estados Unidos emitió una declaración la semana pasada.

El funcionario del Departamento de Estado, informó TASS, no quiso comentar sobre si Estados Unidos buscará extender el tratado por otros cinco años, o si va a plantear que hayan negociaciones con el propósito de buscar mayores reducciones. El funcionario dijo que, “consideraremos los siguientes pasos relacionados con el Tratado en el momento oportuno”, y que “en un mes o dos ambos países van a intercambiar datos sobre su arsenal estratégico nuclear, tal y como hemos hecho ya cada dos años bajo los términos del tratado, por los últimos 7 años. Para el corto plazo estaremos concentrados en ese intercambio de datos que tendremos, luego de lo cual esperamos que cada país confirme su observancia de los límites centrales del Tratado tan pronto como sea posible”.

El tratado START se puso en vigor en el 2011 y tiene una duración de 7 años, al final de los cuales cada una de las partes no debe tener desplegados más de un total de 700 misiles balísticos intercontinentales (ICBM), misiles balísticos lanzados desde submarino (SLBM) y bombarderos estratégicos, así como no más de 1,550 ojivas en los ICBM desplegados, en los SLBM desplegados y en los bombarderos estratégicos; y un total de 800 lanza misiles, ya sea emplazados o sin emplazar.

Según el Departamento de Estado de Estados Unidos, en el documento emitido el 1ro de septiembre del 2017, se informó que Rusia había desplegado 501 sistemas de vectores nucleares y 1,561 ojivas, en tanto que Estados Unidos había desplegado 660 sistemas de vectores nucleares y 1,393 ojivas.

El Ministerio de Relaciones Exteriores publicó el 5 de febrero una declaración en su sitio electrónico, según informa TASS, que dice: “Rusia confirma su compromiso con el nuevo tratado START. Al mismo tiempo, Rusia exhorta a Estados Unidos a que continúe la búsqueda significativa de las soluciones mutuamente aceptables a los temas relacionados con el proceso de reequipamiento y la exclusión de las armas nucleares de los cálculos, así como para cualquier otro tema que las partes enfrenten a la hora de implementar el tratado...

“Rusia está observando cabalmente su compromiso para reducir las armas estratégicas ofensivas. Para el 5 de febrero del 2018, nuestro potencial acumulado es el siguiente: 527 misiles balísticos intercontinentales operativos, misiles balísticos lanzados desde submarinos operativos y bombarderos pesados operacionales; 1,444 ojivas instaladas en misiles balísticos intercontinentales, misiles balísticos lanzados desde submarinos operativos y bombarderos pesados operacionales; 779 lanza misiles balísticos en operación y no emplazados, lanza misiles balísticos lanzados desde submarinos en operación y no emplazados y bombarderos pesados en operación y no desplegados...

“En un futuro cercano Estados Unidos recibirá una notificación oficial confirmado estas cifras”.

Tal y como muestra el informe de la Postura Nuclear Reciente de Estados Unidos, la doctrina de Destrucción Mutua Asegurada (MAD en sus siglas en inglés) está vivita y coleando todavía; por lo tanto las pláticas para renovar o ampliar el tratado START serviría como oportunidad ideal para traer de nuevo a la mesa la Iniciativa de Defensa Estratégica (IDE).