Xi Jinping invocó el espíritu de Confucio para crear “un mundo que disfrute de la paz duradera, seguridad universal y prosperidad común”

13 de junio de 2018

13 de junio de 2018 — Desde su discurso inaugural el 10 de junio en el banquete de bienvenida a las delegaciones internacionales de la reunión de la Organización de Cooperación de Shangai (OCS) en China, el Presidente Xi Jinping acudió a Confucio para transmitir los conceptos profundos y poéticos necesarios para orientar la siguiente fase de la actividad de la OCS, y del mundo. Luego de señalar que era un placer recibir a sus huéspedes en Qingdao, Provincia de Shandong, según la reseña de Xinhua, Xi dijo:

“Shandong es la provincia natal de Confucio y la cuna del confucianismo. El confucianismo, que es una parte integral de la civilización china, piensa que ‘se debe buscar una causa justa por el bien común’, y promueve la armonía, unidad y la comunidad compartida para todas las naciones, le dijo Xi a sus huéspedes. Este énfasis en la unidad y la armonía tiene mucho en común con el Espíritu de Shangai, a saber, la confianza mutua, el beneficio mutuo, la igualdad, la consulta, el respeto por las civilizaciones diversas y la búsqueda del desarrollo común, dijo. ‘El foco del Espíritu de Shangai en la búsqueda de un piso común, haciendo de lado las diferencias y procurando la cooperación mutuamente provechosa ha ganado el respaldo y apoyo internacional generalizado’, dijo el Presidente chino”.

Más tarde, en su discurso oficial ante la cumbre, titulado “Seguir adelante con el Espíritu de Shangai para construir una comunidad con un futuro compartido”, el Presidente Xi inició con las palabras siguientes:

s

“En esta amable estación de junio, tengo el gusto de darles la bienvenida a todos ustedes a la pintoresca ciudad de Qingdao para la 18ava reunión del Consejo de Jefes de Estado Miembros de la Organización de Cooperación de Shangai. Hace 2,500 años, Confucio, el gran filósofo chino, decía lo siguiente: ‘¡Que alegría tener amigos que vienen de tan lejos!’. Es por lo tanto de especial significado para mi recibir a mis distinguidos huéspedes en Shandong, la provincia natal de Confucio, para una cumbre que trazará el rumbo futuro para la OCS”.

En el mismo discurso, Xi invocó las ideas del filósofo Mencio, un seguidor de Confucio:

“Mencio, otro antiguo filósofo chino, observaba con acierto que, ‘cuando Confucio ve hacia abajo desde el pico de la Montaña de Dongshan, se puede ver el reino local de Lu; cuando ve hacia abajo desde el pico del Monte Tai, se puede ver toda la tierra’. En un momento en que el mundo está pasando por acontecimientos importantes, transformaciones y ajustes, tenemos que apuntar alto y ver lejos, y mantener el paso con le tendencia subyacente del mundo y de nuestros tiempos para impulsar más el progreso de la civilización humana”.

En el banquete de bienvenida, Xi resumió su poética arenga con estas palabras: “Qingdao es una capital naviera famosa internacionalmente... La cumbre de Qingdao es un nuevo punto de partida paran nosotros. Juntos, hemos de izar las velas del espíritu de Shangai, rompamos las olas y embarquémonos en un nuevo viaje de nuestra organización”.