China puede ayudar a desarrollar la frontera entre República Dominicana y Haití

13 de junio de 2018

13 de junio del 2018 — China puede ser una fuerza importante para desarrollar la empobrecida región fronteriza entre la República Dominicana y Haití, dice Juan Guiliani Cury, en su columna editorial “En pocas palabras” que publica el periódico dominicano Listín diario, titulada el 8 de junio “China y el desarrollo fronterizo”.

La región fronteriza entre las dos naciones “es la región más pobre de nuestra isla”, dice Guiliani, y además carga con largas décadas de conflictos entre los dos países vecinos de la isla La Española, tanto por razones históricas, y como resultado del fenómeno más reciente en que los haitianos migran a República Dominicana huyendo de las espantosas condiciones en su propio país. El gobierno dominicano ve el flujo de haitianos a RD como un problema de seguridad, sin embargo el problema se podría abordar de manera más efectiva por medio de un programa de desarrollo conjunto en el contexto de la Iniciativa de la Franja y la Ruta, agrega el mismo.

Guiliani Cury, ex diplomático y empresario, hace un llamado a que se establezcan estrictos controles fronterizos, pero propone que se podría contratar a los haitianos para trabajar en las zonas de la frontera que China podría configurar, utilizando su gran cantidad de recursos de inversión “en manufacturas y otros renglones” a lo largo de la frontera para el “desarrollo de plataformas de obras y plataformas de infraestructuras”, señala.

“Con la asistencia China se pudieran establecer parques industriales en diferentes puntos de la línea fronteriza y crear miles de empleos”, propone el ex diplomático. El desarrollo de estas zonas conllevaría a la reconstrucción del sistema de carreteras a todo lo largo del área territorial fronteriza, construcción de acueductos, redes de electricidad y viviendas de bajo costo, pero confortables, donde los chinos en este último renglón son los mejores del mundo.

Tampoco hay razón para detenernos aquí, plantea Guiliani Cury. También es necesaria la “remodelación y equipamiento de los puertos de Manzanillo, Barahona y Cabo Rojo”, y además, “los parques industriales o zonas especiales de desarrollo, no deben de ninguna manera constituirse en áreas aisladas del resto del territorio”, explica Guiliani.

De hecho, ya hay algunos avance parciales en esa dirección. Según Mayobanex Escoto, director del Instituto Nacional de la Vivienda (Invi) de República Dominicana, “China quiere hacer 30 mil viviendas para ayudar al gobierno dominicano”, informó el diario electrónico El Constituyente.com el 11 de junio. Escoto dijo que muy pronto viajará a China para conocer detalles del proyecto, y luego informó que Rusia también ha mostrado interés en construir viviendas similares en el país.