Lavrov califica de “oportuna” la decisión de Trump de convocar una sesión del Consejo de Seguridad de la ONU sobre armas de destrucción masiva

28 de septiembre de 2018

28 de septiembre de 2018 — El ministro de Relaciones Exteriores de Rusia, Sergey Lavrov, elogió la iniciativa del Presidente Donald Trump de convocar a una sesión del Consejo de Seguridad de la ONU dedicada a la no proliferación de armas de destrucción masiva y procedió a poner sobre la mesa algunos temas muy importantes sobre las armas de destrucción masivas, según la reseña de TASS. “Esperamos que lo que marque la sesión de hoy en el Consejo de Seguridad de la ONU sea un paso en esta dirección (de reforzar el control sobre armas). En relación a esto, nosotros consideramos que la iniciativa del Presidente Trump de convocar esta sesión es muy oportuna” dijo Lavrov durante la sesión del Consejo de Seguridad. Estados Unidos ocupa la presidencia del Consejo de Seguridad de la ONU durante septiembre.

Lavrov también dijo que debe investigarse cuidadosamente los informes sobre entregas de armas de destrucción masiva a los terroristas en Siria. “Los hechos sobre estas entregas existen y deben investigarse cuidadosamente” dijo.“Yo creo que todo mundo está de acuerdo en que uno debe acatar estrictamente las resoluciones del Consejo de Seguridad de la ONU, que contemplan medidas específicas para influir sobre los perpetradores de la no proliferación” agregó. “La Resolución Básica 1540 continua siendo la piedra angular, dado que contiene los compromisos de los Estados miembros a dar pasos concretos a fin de no permitir que armas de destrucción masivas caigan en manos de un puñado de actores no estatales”.

Lavrov también se refirió al caso Skripal, y exhortó a las autoridades británicas a que cooperen con Rusia en la investigación del caso. “Una vez más le hacemos un llamado a Londres para que establezca un diálogo fructífero que establezca la verdad” dijo.

Asimismo, Lavrov se refirió al asunto de la Organización para la Prohibición de Armas Químicas (OPAQ), y acusó a las naciones occidentales de intentar imponer sobre esta organización la función de establecer culpabilidad, lo cual degrada las responsabilidades del Consejo de Seguridad de la ONU, que tiene esta autoridad vía la Convención sobre Armas Químicas. “La situación en la OPAQ se ha venido deteriorando, debido a que nuestros homólogos occidentales buscan imponer las llamadas funciones atributivas sobre su secretariado técnico” dijo. “Al hacerlo, violan flagrantemente la Convención sobre Armas Químicas y se entrometen con las prerrogativas del Consejo de Seguridad de la ONU”.