Global Times: la cumbre entre Kim y Trump no fue un fracaso

4 de marzo de 2019

4 de marzo del 2019 — Global Times, el diario chino en inglés, señaló en un editorial que la cobertura que le dio la prensa occidental a la cumbre entre Kim y Trump, en donde dicen que fue un fracaso, están en un error. Aunque informa sobre los reportes algo negativos que dio el ministro de Relaciones Exteriores de Corea del Norte, Ri Yong Ho, luego de que la cumbre terminó sin acuerdo alguno, está visión fue superada por el mismo Kim Jong-un, quien hizo comentarios muy favorables de la cumbre y dijo que espera la próxima.

Global Times además afirma que las posibilidades para el proceso son muy positivas. El periódico afirma que tanto Trump como Kim “no se enfrentaron el uno contra el otro. Los dos, tanto Estados Unidos como Corea del Norte están defendiendo su posición, sin embargo este lenguaje es mucho más moderado. Su voluntad de continuar las negociaciones parece ser real… Consideramos que, obviamente, fracaso no es una palabra objetiva para describir el proceso... Pyongyang reconoce que no va a haber ningún avance en relación a levantar las sanciones a menos de que tomen verdaderas acciones hacia la desnuclearización”, y Washington reconoce que no puede presionar más por la desnuclearización a menos que flexibilice las sanciones en el momento en que Corea del Norte este llevando a cabo la desnuclearización. “La razón por la cual hubo un tropiezo en la cumbre reciente, no es por el principio de que tienen que actuar de modo simultáneo, sino por las enormes divergencias que tienen en los hechos”.

La editorial dice que los medios de comunicación estadounidenses han informado, y que Washington cree, que Corea del Norte ha estado moviendo instalaciones de enriquecimiento de uranio a otras instalaciones además de la de Yongbyon, y que existe al menos otra instalación llamada Kangson. “Estados Unidos pidió que antes de levantar las sanciones sean clausuradas estas instalaciones”.

El editorial termina diciendo: “La tarea más importante en este momento es evitar el retroceso general de la situación en la península coreana. De lo contrario, todas las partes que se han beneficiado de la situación de tranquilidad van a sufrir pérdidas. Es difícil tener bajo control el proceso de paz, sin embargo retornar al caos solo traerá más riesgos e incertidumbres”.