El Asesor de Seguridad Nacional de EU sermoneó al RU para boicotear a Huawei

26 de diciembre de 2019

24 de diciembre de 2019 — El Asesor de Seguridad Nacional de EU, Robert O’Brien, dio una entrevista al diario de la City de Londres, el Financial Times, en donde le hizo una advertencia nada diplomática al gobierno de Boris Johnson porque siguen considerando que la compañía Huawei les proporcione el sistema 5G. Como varios otros funcionarios miembros del gabinete del gobierno de Donald Trump, O’Brien sigue vociferando en contra de las políticas propuestas por Trump con respecto a China y a Rusia. Sobre Huawei, O’Brien le dijo al Financial Times que “ellos solo les van a robar secretos de Estado a montones, ya sean secretos nucleares del Reino Unido o secretos del MI6 o el MI5. A nosotros nos sorprende sobremanera que ustedes en el RU consideren a Huawei como si fuera solo una decisión comercial. La 5G es un decisión de seguridad nacional".

O’Brien alegó que “los ciudadanos europeos y la gente de los países aliados, como Japón, Australia y Nueva Zelanda, estaban comenzando a entender que permitir que Huawei entre a sus países es como dejar entrar a Troya al Caballo de Troya".

Dijo que China va a poder escoger y atacar individuos en lo “micro”, para "explotar sus esperanzas y sus miedos" al poder obtener detalles de su persona. "Si usted consigue toda la información de una persona y luego consigue su genoma, y haces un matrimonio de esas dos cosas, y tiene a un Estados autoritario que maneja esa información, eso es una cantidad de poder increíble. Por qué el Reino Unido firmaría un contrato con este programa, es sorprendente".

También la agarró contra Alemania, diciendo que se está convirtiendo en un a país "vasallo" de China: “La señora Merkel no quiere vetar a Huawei porque teme a las represalias económicas, pero ha sido presionada por legisladores de su partido, los demócrata cristianos, que han venido trabajando en un proyecto de ley que plantearía enormes obstáculos para Huawei. Aunque las élites alemanas puedan estar contentas de hacer un acuerdo con China o con Huawei, los ciudadanos alemanes están comenzando a revelarse.... Incluso estas viendo eso dentro del propio partido de la Canciller Merkel. Los ciudadanos alemanas definitivamente no están listos para entregar su status y convertirse en vasallos de Pekín, y el primer paso en esa dirección es permitir la entrada del 5G chino a Alemania".

Luego salió con el cuento del maltrato de China a los uigur, y se quejó de que es “impresionante” que muchas naciones musulmanas y que la Organización para la Cooperación Islámica no ha levantado su voz en apoyo de los uigur, debido a la "trampa de la deuda" en que los metió China. "Ellos [China] han logrado influir enormemente en países a los que literalmente controlan con los préstamos que China les ha dado".

Y más todavía: “Hay demasiados gobiernos, gobierno europeos y otros, que están mucho más preocupados por no ofender a China que en defender sus principios".

Toda esa diatriba de locura es en realidad un ataque directo al Presidente Donald Trump, que de forma consistente ha elogiado al Presidente Xi Jinping y ha dicho que Hong Kong y Xinjiang son un asunto de soberanía de China, y está trabajando para resolver los espinosos asuntos comerciales para avanzar en la cooperación.