Lo principal

                                                                                                                                                                                                                                                                                        

Día de Acción internacional: Llamado a los Presidentes Trump, Putin y Xi para que se reúnan de emergencia para evitar la guerra y echar a andar el desarrollo

15 de enero de 2020
trump-campaign-jan14-2020.jpg
El Presidente Trump en el mitin de su campaña presidencial 2020, en Milwaukee, WI., el martes 14 de enero de 2020 (Foto: Donald J. Trump / Facebook).

15 de enero de 2020 — Hoy 15 de enero, natalicio de Martin Luther King Jr., fue designado por el Instituto Schiller y sus organizaciones asociadas en el mundo, como día de acción, para realizar concentraciones y contactar a las instituciones para que unan sus voces ante la necesidad urgente de que los Presidentes Trump, Putin y Xi convoquen una cumbre de emergencia para evitar el peligro de guerra general en torno a la crisis con Irán e Iraq. Sin duda el Dr. King habría estado completamente de acuerdo.

Los Presidentes Trump y Rouhani han indicado que dejarán de lado cualquier acción militar inmediata, pero la inestabilidad incesante en la región representa un peligro inherente en el que el mundo una vez más podría verse "caminando sonámbulo" hacia una guerra mundial, como sucedió ya en 1914.

En el discurso que dio el Presidente Trump en la Casa Blanca el 8 de enero, la mañana en que se sucedió el ataque misilístico a las bases de Estados Unidos en Iraq, él manifestó agradecimiento porque no hubieron bajas humanas en el ataque, y porque Irán hubiese manifestado que ellos harían una tregua. Más importante aún, planteó un nuevo enfoque a esta crisis, a saber, sustituir el acuerdo nuclear con Irán, el Plan de Acción Integral Conjunto (PAIC), para iniciar negociaciones con Irán y todos los signatarios del mismo, o sea, Alemania, Francia, y el Reino Unido, pero incluir también a Rusia y China. Si este proceso se echa a andar, se juntarían Rusia, China y Estados Unidos para abordar no solo el potencial nuclear armamentista de Irán, sino también una resolución integral al caos en la región.

Trump ha planteado en varias ocasiones que deben salir las tropas de Estados Unidos de la región, pero que también Irán debe retirar sus fuerzas militares de toda la región. Pero lo importante es que la presencia de Rusia y China en estas pláticas ofrecería una base para que Irán pueda confiar en cualquier garantía de seguridad que se ofrezca, y el programa de la Iniciativa de la Franja y la Ruta (IFR) de China proporcionaría el marco para la reconstrucción de esas naciones destruidas por las guerras de "cambio de régimen" de Estados Unidos y el imperio británico, con la esperanza de que todas las naciones, incluso Estados Unidos, participen en este proceso urgente y moralmente necesario.

Para conmoción de muchos en su gabinete, el primer ministro del Reino Unido, Boris Johnson, le dijo el martes 14 a la BBC que coincidía con la propuesta de Trump sobre Irán. “Desde el punto de vista estadounidense”, dijo Johnson, “es un acuerdo defectuoso…. Cambiémoslo por el acuerdo de Trump. Eso es lo que tenemos que ver. El Presidente Trump es un gran negociador por su cuenta, y de muchos otros. Trabajemos juntos para reemplazar el PAIC y hacer el acuerdo de Trump”. No está claro si Johnson y Trump se pusieron de acuerdo antes

El día es en verdad prometedor. El errático y corrupto Partido Demócrata presenta hoy las acusaciones para el juicio político, sacadas de la nada, ante el Senado de Estados Unidos y el juicio político se iniciará la semana entrante. Asimismo, hoy se firma la fase uno del histórico acuerdo comercial entre Estados Unidos y China, lo que podría ser el primer paso de un proceso tendiente a resolver los desequilibrios comerciales y para abordar la necesidad más decisiva estratégicamente, la cooperación entre Estados Unidos y China para reconstruir la arquitectura financiera transatlántica que se derrumba, y la cooperación en el programa de la Franja y la Ruta para reconstruir a las naciones de África, Asia e Iberoamérica.

Es un momento de especificidad histórica. Sí los ciudadanos del mundo, todos y cada uno, han de buscar en su interior para encontrar lo que es verdaderamente universal, más apreciado que la vida misma, para forjar el futuro de la especie humana hacia la dignidad y la felicidad; o van a quedar en la pequeñez y la pasividad, y dejar que el mundo descienda hacia la barbarie. Ese es el significado de este “Día de Acción”.