El New York Times admite que pasa desinformación de las agencias de inteligencia sobre China

24 de abril de 2020

24 de abril de 2020 — El diario The New York Times publicó el 22 de abril una nota titulada “agentes chinos ayudan a difundir mensajes que siembran pánico por el virus en Estados Unidos, dicen funcionarios”. La nota alega que fueron troles chinos encubiertos los que ayudaron a diseminar los mensajes en marzo en las redes sociales según lo cual el gobierno de Estados Unidos estaba a punto de imponer una ley marcial y encierro nacional en respuesta a la pandemia.

Pero más importante que el contenido de la nota falsa, es la confesión de que eso es pura filtración deliberada de las agencias de inteligencia en su campaña contra China. El redactor de la nota incluye un comentario en el que prácticamente admite el papel que ha jugado el New York Times, no solo en la campaña de desinformación contra China, sino desde las mentiras con las que quisieron justificar la invasión de Estados Unidos a Iraq en 2003. Dice la nota: “Dado el ambiente de información tóxica, los analistas de política exterior están preocupados de que el gobierno de Trump pueda politizar el trabajo de inteligencia o hacer filtraciones selectivas para avanzar su narrativa contra China”. Más aún, agrega que “esas inquietudes rondan la especulación sobre el origen del virus. En el pasado, funcionarios estadounidenses han pasado inteligencia selectiva a los periodistas para forjar la perspectiva política nacional, de lo cual el ejemplo más notable fue bajo el Presidente George W. Bush en la víspera de la Guerra en Iraq” (énfasis nuestro)

Pero a pesar de la confesión, el artículo repite toda la desinformación que le pasaron en esta ocasión (suponemos que tiene que cobrar la comisión) y reproduce todas las versiones infundadas, sin ninguna prueba, con citas de funcionarios que no se identifican, o de un “funcionario del Departamento de Estado” que prefirió el anonimato, y así por el estilo. Y como en el caso de la pasada campaña del Rusiagate, donde se acusaba a Rusia, porque “no hay ninguna otra posibilidad” de que alguien más hubiera hecho tal o cual cosa, del mismo modo en este caso el argumento más poderoso es que la propagación de rumores de ese tipo “no hay ninguna otra posibilidad” que no sea una operación china de desinformación.

Pero también en las fuentes que sí dan, resulta que los resultados de la pesquisa de la inteligencia de Estados Unidos, las respaldan grupos dizque “independientes” como la llamada Alianza para Asegurar la Democracia, que controla la inteligencia británica, o el grupo neoliberal Centro para una Nueva Seguridad Estadounidense, también ligado a las agencias de inteligencia estadounidenses.

Air Jordan 1 Mid "What The Multi-Color" For Sale – Chnpu