Estados Unidos proclama que se reimpondrán las sanciones de la ONU contra Irán y a quién lo apoye

22 de septiembre de 2020

22 de septiembre de 2020 – La Casa Blanca emitió una declaración el 21 de septiembre, bajo el nombre del Presidente Donald Trump, en donde alega que se han reimpuesto las sanciones de la ONU contra Irán, que el embargo en la venta de armas a Irán se ha ampliado de manera permanente, y que se ha emitido una orden ejecutiva para imponer más sanciones a Irán. “Mi gobierno nunca va a permitir que Irán tenga un arma nuclear, ni vamos a permitir que Irán ponga en peligro al resto del mundo con una nueva provisión de misiles balísticos y armas convencionales”, dijo Trump. “Para asegurar que esto no suceda, emito una nueva Orden Ejecutiva, que reimpone las sanciones de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) a Irán, y le impone nuevas sanciones y control de exportaciones más de dos docenas de entidades e individuos que apoyan las actividades de Irán sobre cuestiones nucleares, de misiles y armas convencionales”.

Las sanciones nuevas se dirigen a cualquiera involucrado en la transferencia de armas convencionales a Irán o desde Irán, a su Organización de Energía Atómica, y al programa de misiles balísticos de Irán. “Mis acciones de hoy transmiten un mensaje claro al régimen iraní y a quienes en la comunidad internacional se rehúsan a enfrentar a Irán”, dijo Trump. “Estados Unidos no permitirá que el régimen iraní siga desarrollando capacidades para amenazar directamente y aterrorizar al resto del mundo. Mi gobierno utilizará toda herramienta a su disposición para detener el programa nuclear de Irán y su procura de misiles balísticos y armas convencionales. El régimen iraní tiene que cambiar su conducta si espera proporcionar al pueblo iraní lo que quiere desesperadamente y merece, un Irán próspero y pujante”.

El secretario de Estado Mike Pompeo emitió una declaración por separado, en la que detalla las sanciones. Su declaración se basa en la lógica de hacer a un lado el hecho de que las violaciones al Plan de Acción Integral Conjunto (JCPOA, por sus siglas en inglés) que acusa a Irán de cometer, fueron provocadas en realidad por el hecho de que Estados Unidos abandonó el acuerdo, lo cual dejó a Irán en libertad de tomar las medidas que tomó. De hecho, Estados Unidos no tiene ningún derecho de invocar un acuerdo al que ya no pertenece. Además pasa por alto los mecanismos que el mismo acuerdo tiene para la resolución de disputas entre las partes involucradas (de lo cual EU no forma parte). El vocero de la Organización Internacional de Energía Atómica, Behrouz Kamalvandi, es sujeto ahora de más sanciones del Departamento del Tesoro bajo la lógica de Pompeo, por jugar “un papel central en la extorsión nuclear de Irán, y de amenazar a Europa de que si no ayudan a Irán, entonces Irán dejaría de cumplir con sus compromisos nucleares, de tal modo que no quedaría nada del acuerdo nuclear”. En la lógica del Departamento de Estado, el hecho de que Irán ejerza sus derechos según el acuerdo, es una “extorción nuclear”. (La lógica imperialista es que lo lógico es lo que el imperio diga).

Aunque quizás todo sea más alharaca que otra cosa, en un sentido, ya que según señala la agencia The Associated Press, la mayoría de las entidades e individuos sujetos a las nuevas sanciones, ya están sujetos a las sanciones que EU impuso en 2018, precisamente cuando Estados Unidos renunció al JCPOA.