La “Emisión Cuantitativa” va a seguir hasta el infinito

25 de septiembre de 2020

25 de septiembre de 2020 — El presidente de la Reserva Federal de EU, Jerome Powell, le dijo al Congreso y a la Reserva Federal que “mantenga” la oferta del estímulo a la economía estadounidense colapsada, pero con lo cual quiere decir el salvataje tanto monetario como fiscal de las entidades financieras insolventes; esa fue la estrategia que se planteó en la última reunión de los bancos centrales y bancos inversionistas en el centro turístico de Jackson Hole, Wyoming, donde el jefe del fondo BlackRock explicó la estrategia de “cambio de régimen monetario”. Powell declaró que “tenemos que mantenerla… La recuperación irá más rápido si hay apoyo proveniente del Congreso y de la Reserva Federal”. Aunque hasta ahora el único apoyo ha sido para la burbuja financiera de Wall Street.

Otros funcionarios de la Reserva Federal han salido en público a defender el salvataje de las entidades financieras insolventes, bancos de inversión, bancos múltiples, fondos, etc. La agencia Reuters informó que el vicepresidente de la Reserva Federal, Richard Clarida, le dijo a Bloomberg TV que “las tasas de interés se mantendrán en el nivel actual, que es prácticamente cero, hasta que la inflación observada en el GCP [gasto de consumo personal] haya alcanzado un 2%. Eso es ‘cuando menos’. Podríamos mantener las tasas de interés en este nivel después de eso… Pero ni siquiera vamos a empezar a pensar en elevarlas, esperamos, hasta que realmente observemos una inflación… de 2%”.

El presidente del Banco de la Reserva Federal de Chicago, Charles Evans, lo dijo más claro: la Reserva Federal no va a elevar las tasas de interés hasta que la inflación llegue al 2%, de manera sostenida, lo cual él piensa que es una situación que no se alcanzará antes de que termine el 2023. El presidente del Banco de la Reserva Federal de Boston, Eric Rosengren, fue más lejos. “Tendríamos suerte si conseguimos una inflación de 2%” en cuatro años, dijo Rosengren en un foro virtual organizado por el Club Económico de Boston.

NIKE AIR MAX