Putin invoca las medidas de "economía real" de FDR; pero arriesga errores graves sobre el papel

12 de octubre de 2008

Putin invoca las medidas de "economía real" de FDR y cita la muerte del monetarismo; pero arriesga errores graves sobre el papel actual de EU

10 de octubre de 2008 (LPAC).— El sitio electrónico del gobierno ruso publica un documento de 18 páginas de una discusión a fondo entre el primer ministro Vladimir Putin y Gennadi Zyuganov, dirigente del Partido Comunista de la Federación Rusa (PCFR), que se dió ayer en la Duma del Estado (Congreso Federal). En el transcurso de la reunión, Putin enfatizó su compromiso con la reconstrucción del crecimiento de la economía física en Rusia y la importancia del precedente de Franklin Roosevelt a este respecto. Al mismo tiempo, el primer ministro ruso corre el riesgo de cometer lo que Lyndon LaRouche califica de "un error bastante serio" en su concepción de lo que debe ser el papel de Estados Unidos en la solución del derrumbe financiero sistémico actual.

Putin está llevando a cabo una serie de miniconferencias con cada facción partidista en la Duma. En declaraciones anteriores, se había extendido en elogios a Zyuganov reconocíendolo como una importante fuerza política en el pais, que comparte la misma perspectiva patriota que tiene el gobierno.

Zyuganov le presentó a Putin su propio resumen de la crisis global: "Nuestra opinión es que la política del monetarismo ha sido derrotada esencialmente. Sarkozy... dijo recientemente, que quienquiera que piense que el mercado va arreglar todo lo demás, no entiende nada sobre la solución económica actual. Mi opinión personal es que dentro de poco Estados Unidos no van a poder zafarse del nudo que ellos mismos se hicieron, cuando convirtieron su economía y finanzas en un gran casino mundial. Crearon $643 billones en obligaciones financieras, papeles, y pagarés. $700 mil millones no los va a salvar, ni tampoco $2 billones".

En este contexto, Zyuganov repasó las necesidades apremiantes de la economía y la población rusa, y le exigió a Putin que, en particular, se deshaga del ministro de Finanzas Kudrin y meta un equipo económico diferente. Cita el breve ejercicio del gobierno Primakov-Masyukov en 1998-99 (el miembro del PCFR Yuri Maslyukov todavía encabeza la Comisión sobre Industria de la Duma del Estado), por haber sentado las bases de lo que logró Putin en la década anterior.

Zyuganov citó la importancia de cambios abruptos en las directrices, como los que instrumentó Franklin Roosevelt, después de reemplazar a Herbert Hoover —"que era bastante parecido a George Bush"— durante la Gran Depresión. (Zyuganov pasó por alto las raices del Nuevo Trato en el Sistema Americano, y en vez de esto ofrece el viejo análisis comunista de que las acciones de FDR en defensa de los pobres y regulación de las finanzas provinieron principalmente de estudiar el sistema soviético).

En la larga respuesta de Putin, el mismo subraya sus declaraciones sobre el monetarismo y sobre FDR, la economía real y la actual crisis financiera, como las cosas más importantes que quería decir.

Sobre el monetarismo: "Una política monetarista pura, e incluso entonces no totalmente pura, se instrumentó a principios y mediados de los 1990. Y yo creo que usted estará de acuerdo conmigo, de que recientemente no hemos tenido una política monetarista pura de laboratorio. De otra manera no tendríamos instituciones de desarrollo, un Banco de Desarrollo, zonas económicas especiales, un fondo de inversiones etc. No tendríamos nuestros programas para el sector industrial, que nosotros hemos formulado y al que le hemos destinado un nivel de financiamiento que nunca le habían destinado los estados. En primerísimo lugar, para la infraestructura".

Sobre la actual situación económica mundial: "Usted mencionó a los presidentes estadounidenses H. Hoover y F. Roosevelt y yo creo que lo hizo usted a propósito. Todo eso realmente sucedió, en la historia mundial y en la historia del desarrollo económico. Desde mi perspectiva, esto se relaciona al desarrollo cíclico coherente de la economía de mercado mundial. En cuanto se produce un mejoramiento económico, se tiene un libremercado que nadie controla. En cualquier caso, se promueve y se hace aceptar como la panacea de todo mal. Y cuando el ciclo va a la baja, entonces todo mundo empieza a hablar de la necesidad de regulaciones estatales. ¿Qué vemos hoy? Lo mismo que con Roosevelt antes de la II Guerra Mundial".

"En lo que está usted absolutamente correcto" continuó Putin, "es en que la confianza en Estados Unidos como lider del mundo libre y de una economía libre, la confianza en Wall Street como el centro de ese mundo, se ha socavado para siempre, creo yo. No va a haber retorno a la situación anterior. Y esa no es solo mi opinión; lideres de paises europeos y especialistas, presidentes de bancos centrales y ministros de finanzas, están diciendo esto, directa o indirectamente".

Aquí, respondió LaRouche, es donde Putin se arriesga a cometer un error garrafal: descartar a Estados Unidos —al Estados Unidos real, histórico, con su sistema Constitucional único para la generación de crédito para el crecimiento económico real— como el factor decisivo que tiene que ser, en la solución de la actual amenaza existencial para la humanidad. LaRouche agregó "culturalmente, lo único que puede salvar a este planeta, es el legado de Estados Unidos".