Obama dice en Praga que E.U. emplazará cohetes en Europa... ¡Para parar a Irán!

7 de abril de 2009

6 de abril de 2009 (LPAC).— En un discurso pronunciado hoy ante 20,000 personas en la famosa Plaza Hradcany de Praga, el Presidente Obama anunció que Estados Unidos seguirá adelante con el emplazamineto de un sistema de defensa anticohetes en la República Checa y Polonia, una política de la era de Bush que Obama había anunciado anteriormente que iba a modificar. De hecho, después de su reunión bilateral con el Presidente Ruso Dmitri Medvedev durante la cumbre del G-20, Medvedev había comentado que quizá Rusia no iba a tener que lanzar una contramedida en contra del planeado sistema de E.U., debido a las indicaciones positivas que habían obtenido de Obama. Al momento de escribirse la presente, no ha habido una respuesta oficial de Rusia a las declaraciones de Obama. Sin embargo, Lyndon LaRouche destacó ayer que Obama echó a perder cualquier acuerdo que él haya creido haber logrado con los rusos, y que está torciendo todas las medidas que anteriormente había declarado.

En lo que los observadores caracterizaron como una reunión que se sintió como "una manifestación de campaña", Obama dijo:

"Ya que persiste la amenaza de Irán, seguiremos adelante con un sistema de defensa anticohetes que es efectivo en términos de costos y probado. La actividad nuclear y de cohetes balísticos de Irán representa una amenaza real, no solo para Estados Unidos, sino para los vecinos de Irán y aliados nuestros... Si se elimina la amenaza iraní, tendremos bases más fuertes para la seguridad, y ya no existirá el motivo para construir una defensa anticohetes en Europa".

Obama pasó a elogiar a las "valerosas" República Checa y Polonia por "aceptar ser los anfitriones de una defensa en contra de estos cohetes".

El Daily Telegraph de Londres prefirió citar a un hombre de la calle checo diciendo: "Sonó como George W. Bush diciendo que debemos tener miedo con el fin de justificar la defensa anticohetes".

El vocero del Ministerio del Exterior de Irán Hassan Qashqavi protestó ante la repetición de Obama "de las acusaciones del pasado gobierno estadounidense" en contra de Irán y dijo que ellos no están construyendo una bomba, y que las actividades con cohetes de Corea del Norte no están relacionadas con Irán.