LaRouche sobre 'topes y transacción': el gobierno soborna a los crédulos en el Congreso

24 de may de 2009

23 de mayo de 2009 (LPAC).— El proyecto de ley de los representantes Waxman y Markey, denominada formalmente "Ley Americana de Seguridad y Energía Limpia", aunque más conocida por el sobrenombre de "topes y transacción", fue aprobada el jueves por la comisión de Energía y Comercio de la Cámara de Representantes con 33 votos contra 25. Esta legislación fascista con base en las suposiciones anticientíficas de Al Gore, entre otros, si se convierte en ley, destruirá a los Estados Unidos, al dictar leyes que eliminan la producción de energia con flujos de alta densidad energética, que se necesitan para mantener a una población en crecimiento, y la substituye con tecnologías de la Era de las Tinieblas, como la energía eólica y solar, y los combustibles vegetales, que son incapaces de sustentar la vida humana sobre este planeta.

(El término "topes y transacción", se refiere a la hipócrita componenda con la cual se negocia con la cantidad de emisiones de bióxido de carbono que emite una instalación productiva. Las autoridades fijan un "tope" de la cantidad de emisiones "contaminantes" que puede emitir dicha instalación. Si no llega al límite, entonces gana un bono por la diferencia entre la emisión real y el límite fijado. Si se pasa del límite, por el contrario, incurre en una multa equivalente al excedente del límite. Pero aquí entra la "transacción". La empresa que tiene un bono de carbón, se la puede vender a la que tiene una multa por exceso, y de esa manera, como quien dice, gana indulgencias —las cuales técnica y legalmente se conocen como "concesiones" o "asignaciones"— para seguir contaminando, siempre y cuando pague su "multa". Estos bonos y multas, por otra parte, se cotizan en las bolsas de valores, con lo cual se busca crear otra burbuja especulativa, ahora inflada con la emisión de gases de bióxido de carbono).

De este modo, el proyecto Waxman-Markey stablece un programa de topes y transacción, para controlar las emisiones de gases que supuestamente alteran el clima, ordena un aumento en el uso de las fuentes de energía dizque renovables y establece nuevas normas de eficiencia para las edificaciones, eléctricidad y plantas industriales. Pide reducir para el año 2020, con relación a los niveles de 2005, en un 17%, las emisiones de gases que atrapan el calor, una reducción del 83% para el 2050.

Inicialmente se opusieron a este proyecto de ley no solo los republicanos sino también muchos demócratas. ¿Cómo fue que el gobierno de Obama se ganó a los demócratas? Para ganarse el voto de los demócratas, Waxman repartió permisos para contaminar, o sea las mentadas "asignaciones", o concesiones, con valor de miles de millones de dólares. El 85% de las concesiones de contaminación se dieron gratis, aunque durante su campaña, Obama había dicho que éstas se deberían subastar. Llamémoslas por lo que son, como dijo Lyndon LaRouche: el gobierno sobornó a los crédulos en el Congreso.