China lanza el tren más rápido del planeta

28 de diciembre de 2009

27 de diciembre de 2009 (LPAC) -- El servicio de tren de la línea de alta velocidad empezó, con un horario regular, entre la ciudad de Wuhan en el centro de China y la ciudad de Guangzhou en la costa sur (anteriormente, la ciudad de Cantón). Los 1.070 kilómetros de recorrido, que solía tomar 10,5 horas, ahora se completa en menos de tres horas. La velocidad promedio del tren fue de 350 kilómetros por hora, alcanzando en un punto la velocidad de 395 kilómetros por hora. Para comparar, el promedio de velocidad de los trenes de alta velocidad en Japón es de 243 kilómetros por hora y el de Francia es de 277 kilómetros por hora.

Esta línea, que fue iniciada en 2005, es sólo parte de un plan integral para mejorar la red ferroviaria de China. En septiembre, funcionarios dijeron que planean construir 42 líneas de alta velocidad para el 2012 con un total de casi 13.000 kilómetros de vías férreas, como parte de los esfuerzos para estimular el crecimiento económico. Cuando se hayan completado las líneas de alta velocidad, darán servicio en áreas que incluyen a cerca del 90% de la población de China. Esto es parte de un ambicioso programa para el desarrollo ferroviario, que tiene el objetivo de aumentar la red nacional que actualmente es de 85.000 kilómetros hasta llegar a 120.000 kilómetros, con lo que será el sistema ferroviario más extenso fuera de Estados Unidos.

La justificación de China para la red se basa sólidos principios de economía física, informa la agencia oficial Xinhua. Los trenes de alta velocidad no sólo hacen que las distancias sean más cortas entre las ciudades, sino que además cambian la velocidad del crecimiento económico de China, dijo Wang Xiaoguang, profesor de la Academia de Gobierno de China. China es una nación con una vasta geografía y está preocupada por la brecha que existe entre el ingreso de las áreas costeras altamente desarrolladas, y el de las regiones menos desarrolladas del interior, y piensa que los ferrocarriles pueden ayudar a llevar el crecimiento a todos lados, dijo. China ha lanzado la estrategia del desarrollo del oeste y estimular la región central por más o menos 10 años, reduciendo de este modo los desequilibrios sociales y económicos. Pero la iniciativa ha sido obstaculizada por el transporte lento y caro de pasajeros y carga. Sin embargo, "las cosas cambiarán en el futuro con las trenes de alta velocidad, que pueden ayudar a reducir esos problemas", dijo Wang. Próximamente inaugurará una línea de tren de alta velocidad que comunique a Zhengzhou, la capital de Henan en el centro de China y la provincia de Xi'an, la antigua capital en el noroeste.

Además de abrir el desarrollo intensivo a las regiones del centro y del oeste, el tren de alta velocidad permitirá al país hacer frente a un problema singularmente chino: "En los períodos de mayor tráfico como el festival de primavera, cuando los chinos van a casa para reuniones familiares, las agencias de ferrocarril tienen que suspender el transporte de carga para garantizar el flujo de pasajeros sin problemas", según Wang. "Se espera que el cuello de botella sea eliminado. Como los trenes de alta velocidad para pasajeros aliviarán la presión del tráfico, los ferrocarriles se enfocarán más en el transporte de carga."

Además, una de las metas del desarrollo ferroviario es eliminar la necesidad del transporte de carga vía aérea para cortas distancias, que de todas formas tiene varias limitaciones en cuanto al volumen total de personas y de carga.

Y por supuesto uno de los mayores objetivos del desarrollo total de China es la eliminación de la mayor parte del fenómeno de trabajadores emigrantes, mediante el establecimiento de trabajo útil y avanzado en el interior del país.