Funcionario ruso propone inversión estadounidense en los proyectos del Lejano Oriente

13 de enero de 2010

8 de enero de 2010 (LPAC).— El 14vo. Foro de la Asociación Ruso-Americana del Océano Pacífico (RAPOP, por sus siglas en inglés), que tuvo lugar el 29 y 30 de septiembre del 2009, fue la ocasión para una invitación directa de funcionarios rusos a los Estados Unidos y sus empresarios a que participen en el desarrollo económico de Rusia en la región del Lejano Oriente y Siberia. Un cable de Federal Press (fedpress.ru) informó el 30 de septiembre con el titular "Proyectos de Inversión en el Lejano Oriente pueden dar nueva vida a las relaciones rusoamericanas", sobre las declaraciones que dio en el foro Alexander Levintal, subdirector de la presidencia de Rusia para el Distrito Federal del Lejano Oriente.

Levintal dijo que los proyectos de gas y petróleo en la región de Sajalin (donde una subsidiaria de Exxon opera el proyecto Sajalin-1) ha mantenido un nivel de compromiso económico rusoamericano en el Lejano Oriente, pero ahora "dijo que esta cooperación puede lograr un nivel cualitativamente nuevo a través de la participación del empresariado americano y las inversiones en los grandes proyectos de inversión, en marcha ahora bajo la estrategia del gobierno para desarrollar el Lejano Oriente de la Federación Rusa. "Inversiones de 8 mil millones de dólares están destinadas para el desarrollo del Lejano Oriente, pero las inversiones americanas son apenas de cientos de millones de dólares. Éste no es el nivel para la cooperación entre nuestros países".

"Nosotros tenemos una oportunidad histórica de cambiar la situación que ha tomado formado en el periodo reciente, y dar nueva vida al RAPOP. El empresariado americano podría invertir no sólo en la extracción de hidrocarburo, sino también en los programas de aviación, construcción de barcos y del espacio (se contempla construir el Cosmódromo Vostochny en el Lejano Oriente), telecomunicaciones y otros, afirmó Levintal. Todo esto, dijo, podría "darle nueva vida al desarrollo de la cooperación rusoamericana en el Lejano Oriente de la Federación Rusa, utilizando la oportunidad única de un reinicio, declarado por los presidentes de los EUA y Rusia, con un nuevo contenido".

El viceministro del Exterior ruso Sergei Ryabkov asistió también a la reunión de 100 personas del gobierno, empresarios y académicos procedentes de siete estados del occidente de los Estados Unidos y once regiones del oriente de Rusia, que tuvo lugar en Yuzhno-Sajalisnk, en Sajalin. Del lado estadounidense, el discurso de Levintal fue escuchado también por Kyle Scott, director del Departamento de Rusia en el Departamento de Estado, y un representante del Departamento de Comercio, así como también Thomas Armbruster, cónsul general de los EU en Vladivostok.

El gobernador de Sajalin, Alexander Joroshavin, transmitió un mensaje parecido a Armbruster en una reunión aparte, según un despacho de Interfax-Dalny Vostok del 29 de septiembre, con el encabezado "Gobernador de Sajalin propone a empresarios americanos invertir dinero no solamente para desarrollar proyectos de escaparate".