Ministro francés: el rescate de la UE viola la cláusula de no rescate

29 de may de 2010

29 de mayo de 2010 (LPAC) — Nada menos que un alto funcionario gubernamental de Francia anunció que el rescate de la Unión Europea (UE) por 440 mil millones de euros, era una violación al Tratado de Lisboa. Pierre Lellouche, el Secretario de Estado para Europa del gobierno francés, dijo que el plan de la eurozona para garantizar la deuda por 440 mil millones es una clara violación a la cláusula en contra de los rescates que se incluye en el Tratado de Lisboa, y compara esto con la cláusula de defensa mutua al estilo de la OTAN.

"Es un cambio enorme" dijo Lellouche al Financial Times de Londres, que lo publica como su noticia de ocho columnas en su edición de ayer con el encabezado, "El Rescate de la Eurozona 'altera el tratado de la UE"'. Esto explica parte de la reticencia. En los tratados la famosa cláusula de no rescate los prohíbe expresamente. "De facto, estamos cambiando el tratado" agregó.

El Financial Times destaca secamente que estos "comentarios pudieran caer como balde de agua fría en Alemania".

El periódico francés Les Echos informa que el vocero de la Comisión Europea para asuntos monetarios, Amadeu Altafaj, refutó de inmediato la declaración de Lellouche, tratando de negar que sea ilegal.

Lellouche dijo que la canciller alemana Angela Merkel "estaba correcta" al decir que la UE no podía ser una "zona de transferencia" en donde los miembros ricos subsidiaran a los miembros pobres.

El mecanismo por 440 mil millones de euros, significa nada menos que importar la cláusula de defensa mutua del Artículo 5 de la OTAN, aplicado a la zona del euro. "Cuando un miembro está bajo ataque, los otros están obligados a salir en su defensa".

Lellouche rechazó las afirmaciones de que peligran las relaciones franco-alemanas, y dijo: "las relaciones franco-alemanas no funcionan solo por sí mismas. Desde la época de la declaración Schuman, esa era una iniciativa extremadamente ambiciosa. Eso fue solo cinco años después de la guerra, después de la ocupación, después de Oradour-sur-Glane [sitio de una atrocidad nazi en Francia], después de Auschwitz.

"El extender nuestra mano para ofrecerle una asociación de iguales a Alemania requirió de mucha visión. Eso se parece un poco a lo que existe hoy. Veinte años después de la reunificación, ya hay una nueva generación; existe la globalización, existe una presión demográfica, hay una Alemania que como todos los demás países reclama sus intereses nacionales. Yo entiendo eso totalmente... ¿desde cuando estamos esperando que Alemania actúe como una vaca para ordeñarle efectivo indefinidamente?

Aunque no está claro qué buscan los franceses, lo que está claro es que esta declaración se volverá objeto de lectura interesante cuando la Corte Constitucional de Alemania delibere sobre la demanda que presentaron los cinco profesores en contra del plan de rescate por ser una violación al Tratado de Lisboa.