Confrontado por EIR, el presidente del BCE admite que tiene el poder de intervenir en los mercados de productos básicos

6 de marzo de 2011

4 de marzo de 2011 — En la conferencia de prensa mensual del presidente del Banco Central Europeo (BCE), Jean-Claude Trichet, repitió que el no puede hacer nada para detener la especulación en los mercados petrolero y de productos básicos, pero cuando el corresponsal de EIR lo desafió en este punto, tuvo que admitir que si tiene "cierta influencia". Trichet afirmó obsesivamente que los gobiernos tienen que evitar los aumentos salariales con el fin de parar la "segunda ronda" inflacionaria, y anunció que el mes próximo, el BCE podría aumentar las tasas de interés. De solo decirlo, podría haber desatado ya el crac.

Trichet ahora ha adoptado la táctica de pasar por alto al representante de EIR, Claudio Celani, hasta que está listo a darle fin a la conferencia de prensa, y solo le permite a EIR que haga la última pregunta, supuestamente para evitar que las preguntas de EIR influencien el debate. Así que solo se le permitió a Celani hacer esta pregunta después de que se habían tocado todos los demás temas, incluyendo el norte de África. El intercambio del jueves se dio de la siguiente manera:

Celani: "Señor Trichet, el aumento en los precios de los bienes básicos y de los alimentos, con seguridad tuvieron un papel, si no es que fueron la causa, para desatar las revueltas en el norte de África. Y dado que este fenómeno se está extendiendo, ¿no cree usted que se están enviando señales equivocadas cuando se dice que el presidente del BCE no puede hacer nada para detener el aumento en los precios de los productos básicos? Permítame decir que está usted subestimando su poder. Por supuesto, hay muchas cosas que usted puede hacer. Usted conoce a los caballeros y las instituciones que están haciendo enormes apuestas sobre los productos básicos, y podría hacer toda una serie de cosas, públicas y no públicas, para desalentarlos; y dado que usted es un firme partidario del ejercicio del poder, hay unas cuantas reglas que se podrían instrumentar para regular los mercados de productos básicos, y yo estoy seguro que si usted levanta la voz, como ya lo hizo una vez en mayo pasado, y obtuvo lo que quería. Así que, ¿por qué no levanta la voz una vez más?".

Trichet: "Gracias por su evaluación sobre la influencia del banco central. La aprecio enormemente. Yo no niego que pudiéramos tener cierta influencia cuando nos reunimos en los diversos Grupos, incluyendo el G20, o en las reuniones internacionales, porque lo que está en juego, por supuesto, es enorme y lo que está en juego, yo diría, para la inflación a nivel global, no solo a nivel de la zona de la UE, sino también, por supuesto, la perspectiva de estabilidad y las perspectivas de la economía global dependen en mucho, por supuesto, de un comportamiento apropiado de esos precios; pero de nuevo, uno no debe nunca sobrevalorar su propia influencia y yo creo que esta es también la posición del consejo de gobierno. Pero no niego que, por supuesto, nosotros existimos como un socio internacional, y tenemos muchos canales de comunicación, está usted absolutamente en lo correcto, incluyendo el voto del banco central".