Necesitamos una reorganización del gobierno de EU por motivos de seguridad nacional

13 de abril de 2011

12 de abril de 2011 — "Llegó el momento", dijo Lyndon LaRouche el lunes por la tarde, "en que tenemos un Presidente que es totalmente incompetente, que está poniendo en terrible peligro a la población estadounidense y otras poblaciones, con su política demente en términos del espacio e ingeniería y ciencia y la economía. Y necesitamos una política que tome en cuenta los recursos que tenemos, para pronosticar adecuadamente y poder hacer frente, de modo práctico, a la serie de desastres que se vienen, implícitamente programados, cada vez más, como los que sucedieron en Christchurch y en Japón, y que amenazan en California, Washington y otras partes de Estados Unidos".

El representante del BuSo alemán (Movimiento de Derechos Civiles Solidaridad) que estuvo en la Asamblea General de la Unión de Geociencias Europeas, en Viena, Daniel Grasenack-Tente, regresó con una entrevista de casi una hora con el científico ruso Sergey Pulinets (que se puede ver en inglés en LaRouchePAC.com[1]) que, a manera de principios, cubre todos los aspectos importantes sobre el sensorio ampliado que necesitan las ciencias involucradas para pronosticar los terremotos y demás eventos sísmicos. Definitivamente confirma lo que hemos estado diciendo, y plantea las bases científicas para la cooperación internacional en este área y más allá.

LaRouche dijo: "Tengo una comisión para todo el Equipo del Sótano para que escuchen cuidadosamente, y piensen a fondo y laboren en la entrevista de una hora. Pero la cuestión estriba en que, eso se tiene que hacer. Lo que se nos informó en esa sesión de una hora aproximadamente, es un programa que, si yo fuera Presidente, se lo pasaría de inmediato a mi gobierno, y organizaría todo mi gobierno en torno a ese programa científico orientador. Iría con la NASA y haría que la NASA, y otras instituciones que normalmente están vinculadas a la NASA por su función, y le entregaría todo el paquete a la NASA, porque el programa de exploración espacial es realmente esencial para el adelanto adecuado de estos requerimientos.

"Y por lo tanto, tenemos que cambiar mucho de nuestra manera de pensar, para superar toda esa basura estúpida y llegar hasta ahí, porque ESTA ES LA REALIDAD!"

Mientras tanto, el primer ministro ruso Vladimir Putin se reunió el 7 de abril con un grupo de planificadores para discutir el futuro del programa espacial ruso, y recordó el "legendario acontecimiento" del vuelo de Yuri Gagarin hace 50 años como el comienzo de "un nuevo capítulo en la historia de la humanidad". Luego, al concluir sus palabras, Putin dijo que "nuestros colegas acaban de mencionar que notamos ciertas señales del terremoto que azotó a Japón antes de que sucediera. Y entendemos las consecuencias trágicas de este desastre. Naturalmente, con relación a esto necesitamos seriamente los programas espaciales".

LaRouche respondió: "En éste cuadro se tiene que ver la pelea en torno a Medvedev y Putin como personajes, pero también a gente como Dvorkovich y demás. Esto es fundamental. Esto es decisivo estratégicamente. Se ubica en el mayor orden de importancia. Para la humanidad en su conjunto.

"El miércoles habremos asimilado esto, lo que tenemos desde Rusia y de fuentes afines.

"Lo que tienen que hacer, es juntar este discurso de Putin que lo tienen en la traducción al ingles, y luego ver la entrevista de una hora, la entrevista con Daniel, y luego sentarse y pensar: ¿Cuál es el nexo entre los dos? Y quedarán fascinados, en tanto que se asimila. Quizás tengan que verlo un par de veces de forma que capten la entrevista en toda su profundidad.

"Ahora vamos llegando a la cuestión, que van a ver en el programa que tenemos. Verán que esto es una preocupación que tenemos, en especial en el Sótano, y que deberíamos tener de cualquier modo. Porque sí tenemos una cuestión de un cambio de polaridad, que se voltea, lo cual surgió ahí en la discusión [con Pulinet]. Lo cual crearía un campo geomagnético débil, que es peligroso para la humanidad. Ahora andamos llegando al momento estimado de ese cambio: Tenemos que sacar a alguien de la Presidencia. Necesitamos una personalidad magnética en la Presidencia.

"No traten de seguir lo que dice la prensa. No traten de hacerse eco de la prensa. El asunto está en que, en vez de aullarle a alguien, hay que decirle algo que NO sepa, que capte su atención. Que la prensa no les haya dicho. Eso es lo que hay que decirles.

"Queremos cambiar la política del gobierno; queremos cambiar el proceso de discusión al interior del Congreso, a través de este tipo de cuestiones. No queremos seguirle la corriente a los asuntos que los británicos están determinado que plantee nuestro Presidente. Queremos que los británicos se lleven a nuestro Presidente, a donde pertenece, ¡con ellos!’’

[1]http://larouchepac.com/node/17944