Los nuevos planes desquiciados para el rescate bancario europeo enfrenta enorme oposición en Alemania

1 de septiembre de 2011

1 de septiembre de 2011 — La agencia reguladora financiera de Alemania, BaFin, atacó la propuesta que hizo hace dos días la Autoridad Bancaria Europea (ABE), para utilizar el Fondo Europeo de Estabilidad Financiera (FEEF) para rescatar directamente a los bancos, en vez de prestarle dinero a los gobiernos para que los rescaten.. En lo que el diario londinense Financial Times califica de una "maniobra inusual", un vocero de BaFin atacó abiertamente ayer esta propuesta, y dijo que "la EBA no tiene facultades bajo las actuales leyes europeas para inmiscuirse en estas cuestiones". La propuesta de la EBA incluso estaría violando el ya problemático acuerdo al que se llegó en la cumbre de la Unión Europea (UE) del 21 de julio, que plantea que primero se canalice el financiamiento a los gobiernos nacionales.

Este y otros esquemas de rescates rápidos, que no hacen más que mostrar lo desesperado que andan los bancos por apoderarse de los euros que puedan, también los denunció duramente el economista alemán Wilhelm Hankel, uno de los demandantes en la demanda en contra de los rescates sobre lo cual emitirá su fallo la Corte Constitucional alemana el 7 de septiembre. Hankel dijo en entrevista con el periódico en línea de las medianas empresas (Mittelstand) de Alemania, unternehmer.de, que la discusión sobre la creación de un "Gobierno Económico Europeo" supranacional está llevando a una "dictadura financiera", ante lo cual se tienen que trazar una línea muy clara. Dijo que actualmente está optimista de que el fallo de la Corte Constitucional va a trazar la línea y fortalecer los derechos del parlamento nacional.

Además, el economista de Munich, Hans Werner Sinn, quien también testificó en contra del sistema de rescates del euro en la audiencia del 5 de julio en la Corte Constitucional, escribió un artículo para el diario chino en inglés China Daily, donde atacó la idea de los eurobonos, y acusa a los gobiernos de la zona del euro de haber aprobado un nuevo esquema de rescate en su cumbre de Bruselas del 21 de julio, "lo que ya representa una especie de eurobonos". Sinn agregó que "el Banco Central Europeo, continúa tontamente con su política de rescates en términos de otorgar préstamos a los miembros de la zona del euro con problemas y de comprar los bonos de esos gobiernos". Estos nuevos esquemas que se proponen para el FEEF y el sistema monetario europeo, insiste Sinn, solo pone en una misma canasta las deudas de toda la zona del euro y en vez de hacer que desaparezcan, le echa toda la carga a los países "con menos problemas", como Francia y Alemania, y por ende debilitándolos también rápidamente: "La relación de deuda a PNB en Francia y Alemania están muy por encima del 80%, lo que no está muy debajo de Italia y muy por encima de España". En vez de lo que se está haciendo ahora en la zona del euro, "todo mundo y cada país debe cumplir con sus propias deudas; no hay forma de sacarle la vuelta a esto".