Provocaciones bélicas: El embajador de Obama en China habla de revolución

20 de enero de 2012

20 de enero de 2012 — En una nueva provocación en contra de China por parte de un gobierno con un desequilibrado Presidente Barack Obama, el embajador de Obama en China dio una conferencia de prensa en donde abiertamente especuló sobre el derrocamiento del gobierno ante el cual está acreditado. El comportamiento del embajador Gary Locke refleja el que se anticipa será el comportamiento del nuevo embajador de Obama ante Rusia, Michael McFaul (y que es el objetivo declarado del embajador de Estados Unidos ante Siria).

En realidad, McFaul va a tener que ir muy lejos si es que quiere compararse con las provocaciones de Locke al gobierno chino en la entrevista con la versión estadounidense de la BBC, National Public Radio. Locke invocó la gran frustración que el alega tiene la población china con su gobierno y calificó la situación política del gobierno como "muy, muy delicada". La entrevista era parte de una campaña relámpago entre los medios de comunicación por parte de Locke mientras visitaba Washington, D.C.

"Yo sí creo que existe el poder del pueblo, y hay una frustración creciente entre el pueblo por las operaciones del gobierno, la corrupción, falta de transparencia y temas que afectan a la población china diariamente, que sienten que no los están tomando en cuenta" dijo Locke. Luego, cuando le preguntaron sobre si había una situación estable agregó: "Yo creo que es una (situación) muy, muy, muy delicada. Aunque a principios de este año hubo llamados a favor de una revolución de los Jasmines, nada sucedió. Tendría que ocurrir algo muy significativo, interno en China..."

Locke después se lanzó a atacar el historial de derechos humanos del gobierno chino en todos los aspectos, por estar "empeorando", pero que encuentra cada vez más oposición entre la población.

Más adelante, la vocero del Departamento de Estado de EU, Victoria Nuland dijo que Locke "obviamente habla por el gobierno" pero se negó a repetir las afirmaciones de Locke de que el gobierno chino es inestable.