Obama muestra que el juego de guerra británico está en marcha

28 de marzo de 2012

28 de marzo de 2012 — A pesar de la guerra sicológica y la pantomima de "mensajes bajo control" de buena parte de las noticias que se reportan desde la cumbre de Seúl, Corea del Sur, (incluyendo el famoso caso del "micrófono encendido" del Presidente Obama), nadie debe dudar ni por un momento que Gran Bretaña sigue adelante con sus manipulaciones para una guerra global. El llamado "pivote asiático" del gobierno de Obama se volvió totalmente nítido en el contexto de esta amenaza bélica que promueve la oligarquía británica.

En conferencia celebrada en Seúl durante la cumbre, el Departamento de Defensa de Obama anunció que Estados Unidos quiere construir escudos regionales en contra de misiles balísticos tanto en Asia como en el Medio Oriente, como la provocación a Rusia que están construyendo en Europa. Esto fue anunciado por Madelyn Creedon, Secretaria adjunta para Asuntos Estratégicos Globales de la Secretaria de la Defensa. Creedon dijo que la campaña de EU en pro de un sistema de defensa antimisiles asiático incluya dos conjuntos de pláticas trilaterales, una con Japón y Australia y otra con Japón y Corea del Sur.

Solo la semana pasada, al referirse a la amenaza que representa para Rusia el sistema de EU, el presidente Dmitri Medvédev advirtió que también tenían de blanco a China. A pesar de la gran propaganda que alega que el sistema ABM asiático que proyecta Obama está dirigido en contra de los misiles de Corea del Norte, los dirigentes de las fuerzas armadas de China tienen que asumir —y actuar en consecuencia— que si funciona el sistema con una base tan amplia, podría volver más poderoso un primer ataque de los submarinos nucleares de EU, con sede en el Pacífico, al degradar la capacidad de respuesta de un segundo ataque chino. En la conferencia, Riki Ellison, un conocido experto sobre defensa misilística con ligas al Pentágono advirtió que China "se ofendería más con un enfoque en etapas adaptado para Asia que lo que se ha ofendido Rusia con el europeo".

En la misma conferencia, la representante del Departamento de Estado Ellen Tauscher, le quitó todo viso de apariencia a la "oferta" anterior de Obama de que iba a compartir cierta información clasificada con los rusos para "tranquilizarlos" sobre el sistema ABM europeo: " No proponemos proporcionarles [a Rusia] información clasificada" dijo Tauscher.

El 26 de marzo, al inaugurarse la cumbre de Seúl, un artículo central de primera plana del diario Washington Post reveló que la Casa Blanca está ampliando enormemente las provocaciones en el acuerdo militar EU-Australia firmado en noviembre pasado.

Además de ampliar la base de Darwin en la costa norte de Australia para uso de la fuerza naval de EU, como base de 2,500 infantes de marina, y colocar más personal en las instalaciones navales de EU en Singapur en el Océano Indico, el gobierno de Obama y el gobierno australiano de Gillard tienen ahora nuevos planes. Se va a desarrollar una nueva base australiana en Brisbane, en la costa este de Australia, para invitar a la Flota del Pacífico de EU a que la usae como base de submarinos de ataque y buques de guerra. También se va a desarrollar una nueva base en Perth, en la costa oeste, para que sea la base y dé servicio a los portaviones, submarinos de ataque y otros buques de guerra de EU. Y se va a actualizar un campo aéreo en las islas australianas Cocos, al sur de Malasia en el Océano Indico, para que acoja los aviones robot "Global Hawks" de EU y las aeronaves de vigilancia P8.