El comisionado de la UE Michael Barnier pide una "Unión Bancaria" antes de que muera la UE.

30 de may de 2012

30 de mayo de 2012 — ¿Piensas que es malo "pertenecer" a una Unión Europea supranacional cuyo Consejo puede imponer el presupuesto y la inversión de tu nación? Y ¿qué tal "pertenecer" a una "Unión Bancaria Europea" que también pueda ordenarle a tu nación que rescate a bancos sin importar de dónde sean?

Esta fue la visión imperial ofrecida por una elite financiera desesperada a los gobiernos desesperados, en una entrevista que hizo la agencia Bloomberg a Michael Barnier, comisionado de la Unión Europea para los servicios financieros.

Barnier dijo que en este momento de quiebras imparables de bancos por toda Europa, ¡se debe crear una unión bancaria europea! "Debemos de ir mas allá, y crear esta unión bancaria a nivel de la Unión Europea, con un cierto número de herramientas o reformas, algunas de las cuales ya están sobre la mesa".

Las "herramientas", o como quiere Barnier, las reglas a discutir son: 1) una especie de Corporación Federal de Seguro de Depósitos (FDIC por sus siglas en inglés) como la de Estados Unidos pero a escala europea, con facultades de resolución bancarias que suena a lo mismo que la Junta de Supervisión de Servicios Financieros de Estados Unidos creada por la ley de dizque "reforma financiera" de Dodd-Frank-, y con primas bancarias a escala transatlántica pagadas por las aseguradoras; y 2) Que la Unión Europea tenga el poder para obligar a países a transferir dinero que le haga falta a otros países que carecen de los medios para realizar los rescates bancarios en la escala que necesiten (como el caso de España ahora).

La número 1 ya se ha discutido en las reuniones en Londres, en las que ha participado la FDIC de Estados Unidos. Y vincular esto a los contribuyentes estadounidenses: el 22 de mayo el Financial Times de Londres informó que entre bastidores, "el Banco de Inglaterra, la Secretaría de Servicios Financieros británica (FSA por sus siglas en inglés) y la FDIC estadounidense están estudiando un mecanismo de 'rescate de arriba a abajo', en el cual las autoridades en forma conjunta tomen el control de un banco en dificultades". Suena como una "unión bancaria anglófona" al estilo de Churchill. Las estimaciones de las corridas bancarias a punto de ocurrir en los países "periféricos" superan los 350 mil millones de euros en retiros masivos.

En cuanto a la número 2, tal vez la haría cumplir la OTAN.