Dempsey se mantiene firme en contra de la guerra nuclear. Descarta de nuevo la acción militar contra Siria

31 de julio de 2012

31 de julio — El general Martin Dempsey, jefe del Estado Mayor Conjunto de Estados Unidos, sigue resistiendo la intensa propaganda negra sobre las masacres en Siria, como se puede ver en los comentarios que hizo en San Francisco el viernes pasado. Señaló que la situación en Siria es mucho más compleja de lo que fue Libia y que aún son necesarias medidas diplomáticas y económicas para tratar con el conflicto. Dempsey estuvo ahí para pronunciar sus comentarios al Club de la Commonwealth de San Francisco y abordó el tema de Siria tanto en sus declaraciones preparadas, como posteriormente al responder a los reporteros. "Mi trabajo es proporcionar opciones y he estado trabajando en los planes. Ninguno de ellos está en un nivel de detalle ejecutable en este momento", dijo Dempsey. "Todas las dificultades en los otros momentos de la primavera árabe se manifiestan y magnifican en Siria. Ésta es una situación en que necesitamos continuar dándole forma diplomática y económica antes de que podamos pensar en la aplicación de un instrumento militar de fuerza".

Dempsey también indicó que se ha discutido sobre la ayuda a la oposición siria, pero no con armas. "Hemos discutido diversas opciones por algún tiempo. Entre ellas, ayudar a la oposición", dijo después en su conferencia de prensa. "Nunca he escuchado una discusión de ayudarlos con apoyo letal. Es decir, las discusiones en las que he estado involucrado, fueron sobre proporcionar apoyo no letal".