El Departamento del Tesoro de Geithner permite financiar a los "rebeldes" en Siria vinculados a Al-Qaeda

2 de agosto de 2012

2 de agosto de 2012 — Aunque el Departamento de Estado de Estados Unidos reconoce que Al-Qaeda forma parte de la oposición en Siria, el Departamento del Tesoro ha dejado las puertas abiertas para que fluya el financiamiento desde Estados Unidos a esa misma oposición siria.

En su informe "Informe sobre terrorismo por país" de 2011, publicado el 31 de julio, el Departamento de Estado admite que: "De hecho, hacia fines de 2011, se pensaba que AQI [AL-Qaeda en Irak] estaba extendiendo su alcance hasta Siria y buscaba aprovechar el levantamiento popular en contra de la dictadura de Bashar al-Asad".

En la rueda de prensa del Departamento de Estado del martes 31 de julio, alguien hizo una pregunta a este respecto, y si ello habría continuado en el transcurso de este año. Daniel Benjamin, Coordinador de Departamento de Estado sobre Contraterrorismo, le restó importancia a la mención, respondiendo que, "han habido muchas ocasiones en las que Al-Qaeda ha estado relacionada con operaciones en Siria", y continuó: "Creemos que el número de combatientes de Al-Qaeda y combatientes vinculados a Al-Qaeda, que están en Siria, es relativamente pequeño. Pero hay un grupo más grande de combatientes extranjeros, muchos de los cuales no están vinculados directamente con AQ, los cuales están en Siria o se dirigen para allá, y claramente esta es una cuestión que inquieta a todos los que tememos que haya mayor violencia en Siria y que queremos estabilidad en la región".

Como se ha informado, la semana pasada la Oficina del Departamento de Estado de Control de Activos Extranjeros (OFAC en sus siglas en inglés), aprobó el permiso para que el "Grupo de Apoyo Sirio" que tiene sede en Estados Unidos, ayude financieramente —cosa que de otro modo sería ilegal— al Ejército de Liberación Sirio (ELS). En tanto el permiso no dice explícitamente si pueden dar ayuda militar, un vocero del grupo (y ex funcionario de la OTAN) Brian Sayers, dijo que el dinero se utilizaría para comprar armas. El 1 de agosto el Wall Street Journal informó, con citas de Sayers, que el Grupo de Apoyo Sirio "espera financiar directamente a los consejos militares del ELS", los cuales "podrían luego utilizar el dinero para financiar cosas tales como el salario de los soldados o comprar armas y provisiones médicas".

Para que no quede ninguna duda del vínculo de los concejos militares del ELS con Al-Qaeda y los yijadistas extranjeros relacionados, solo hay que hacer referencia al artículo publicado el 30 de julio por el periódico Guardian de Londres titulado "Al-Qaeda le da peso a los rebeldes en la batalla por el sur de Siria". El Guardian cita a Abu Khuder, oficial retirado del Ejército Sirio que ayudó a formar al ELS, que ahora esta aliado con Al-Qaeda, que señala: "Según Abu Khuder, sus hombres están trabajando muy de cerca con el concejo militar que comanda las brigadas del Ejército de Liberación Sirio en la región".

"Nos reunimos casi todos los días", le dijo Abu Khuder al Guardian. "Tenemos instrucciones precisas de nuestro liderato [Al-Qaeda] de que si el ELS necesita nuestra ayuda debemos dársela. Les ayudamos con IED y con carros bomba. En lo que somos mejores es en las operaciones con explosivos".

Y le pudo haber dicho también que, pronto el consejo del ELS y AQ, podría ser beneficiario del financiamiento que viene de Estados Unidos, lo cual acaba de ser legalizado por el Departamento del Tesoro de Tim Geithner.