Monja cristiana siria, dice que la cobertura de prensa en occidente es un "fraude"

17 de agosto de 2012

17 de agosto de 2012 — La madre superiora del monasterio sirio de San Juan el Mutilado, en Qaram, dijo que hay muy pocos sirios entre los "rebeldes" sirios, y señala que la cobertura de los medios noticiosos de occidente sobre las violencia que está sucediendo en Siria ha sido "parcial y falsa". La cobertura de prensa es un "fraude" que "esconde atrocidades cometidas en nombre de la libertad y la democracia", dijo la madre Agnes Mariam en una entrevista publicada como video por el Irish Times.

Dijo ella que en Alepo, hubo extranjeros que entraron y se metieron en áreas civiles, y luego reclaman que el ejército sirio está bombardeando áreas civiles. "Nosotros no queremos que nos invadan mercenarios, como sucedió en Alepo, algunos de los cuales creen que están peleando contra Israel", dijo ella. Ella describió una situación en la que los rebeldes le cortaron un dedo a un hombre, y luego lo decapitaron. Señaló que es muy común que los rebeldes lleven a cabo violaciones de jovencitas, decapitaciones, y secuestros.

Los cristianos son el 10 por ciento de la población de Siria y el régimen de Assad no los favorece, señaló. "Es un régimen secular basado en la igualdad para todos, aunque en la constitución dice que el Corán es la fuente de las leyes". Pero, dijo ella, "los cristianos son menos desfavorecidos que en los otros países islámicos, como por ejemplo en Arabia Saudita". Y agregó que "el tejido social de Siria es muy diverso, de modo que los cristianos viven en paz".

La mayoría de los musulmanes en Siria son moderados y abiertos a otros elementos culturales e interreligiosos, señaló, pero los "wahabis no lo son". Hay "muy pocos sirios entre los rebeldes", dijo ella, y "los mercenarios deberían irse a su casa", agregó.