Los planes de apalancamiento del MEDE ponen al descubierto la debilidad del fallo de la Corte de Alemania

25 de septiembre de 2012

Los planes de apalancamiento del MEDE ponen al descubierto la debilidad del fallo de la Corte de Alemania

25 de septiembre de 2012 — Este fin de semana del 22 y 23 de septiembre aparecieron en la prensa filtraciones sobre planes para hacer que el MEDE (Mecanismo Europeo de Estabilización) apalanque su base de capital de 700 mil millones de euros, por cuatro veces más, a fin de tener disponible más de 2 billones para la siguiente ronda de mega rescates bancarios. Los conocedores ya habían resaltado esto antes, agregando que naturalmente esto no era más que el principio. Van a seguir más de estos megarescates, al igual que una impresión masiva de dinero.

Los gobiernos de la zona del euro parecen estar comprometidos a ni siquiera pedir autorización a sus parlamentos, sino simplemente seguir adelante con estos planes, que en Alemania, en particular, vuelven a plantear el problema sobre si el gobierno respeta o no la Corte Constitucional, la cual acaba de dar su fallo este pasado 12 de septiembre en el sentido de que el Bundestag (parlamento) tiene que dar su aprobación a cualquier plan que esté por encima de la capacidad de 700 mil millones de euros del MEDE, de otra forma el gobierno no puede proceder con ningún nuevo rescate. Sin embargo, el punto débil de ese fallo es que la Corte no bloqueó desde un principio el MEDE, pronunciando una sentencia en contra de medidas cautelares, concediéndoles por lo tanto luz verde a los rescates. No es de sorprender que el gobierno no tome en serio a la Corte realmente.

Pero ¿qué pasa en el Bundestag? La oposición ahí, de manera destacada los bocones pero débiles Social Demócratas, se quejan de que el gobierno le tiene que pedir permiso al parlamento y debaten sobre esto. Pero ¿qué es lo que va a hacer el Bundestag? ¿Votar de nuevo a favor de los rescates, como lo han hecho muchas veces antes, y contentarse con un debate que no dure mucho y que pudiera convertirse en un desafío? ¿O finalmente se van a poner de pie en el Bundestag y van a tratar de parar a este monstruo antes de que empiece a diseminar su veneno hiperinflacionario?

Un "no" del Bundestag podría estrangular el monstruo del apalancamiento antes de que nazca, y también le deben decir al gobierno en términos inequívocos que tiene que transmitir un mensaje igualmente inequívoco al resto de la zona del euro: ¡O se deshacen de los planes de apalancamiento o Alemania renuncia! Esto es justamente lo que recomendó la Corte Constitucional el 12 de septiembre, como una advertencia que debe incluirse en el documento de ratificación alemán del MEDE.