El Talibán está adentro del Edificio

11 de octubre de 2012

11 de octubre de 2012 — Las audiencias que celebró ayer la Comisión de Vigilancia de la Cámara de Representantes sobre el asesinato el 11 de septiembre de 2012 del embajador de Estados Unidos y tres otros funcionarios del consulado estadounidense en Benghazi, Libia, le abrió un tremendo hueco devastador al encubrimiento diseminado por el gobierno de Obama con relación a dichos ataques.

El gobierno, con la ayuda del senador John Kerry había intentado impedir que se llevaran a cabo las audiencias en torno a los hechos en Libia antes de las elecciones, pero el hecho de que la Comisión llevó a cabo estas audiencias, obligó al gobierno de Obama a reconocer en una conferencia telefónica con algunos medios informativos y personal del Congreso, la noche anterior a la audiencia, que no había habido ninguna manifestación de protesta —como se había mentido antes— y que el ataque no lo provocó un video, y que de hecho, fue un ataque terrorista premeditado, todo lo cual el gobierno había negado a través de su vocera la embajadora ante la ONU, Susan Rice, durante su aparición en 5 programas de televisión consecutivos el domingo 16 de septiembre, y a través de los informes del vocero de prensa de la Casa Blanca, Jay Carney.

Por un lado, presentaron testimonio el teniente coronel Andrew Wood, quien fue el jefe del Equipo de Seguridad del Sitio (STT, por sus siglas en inglés) en Libia, y Eric Nordstrom, el Oficial de Seguridad Regional en Libia para el Departamento de Estado de EU; y por otro lado, Charline Lam, la Subsecretaria de Estado para el Despacho de Seguridad Diplomática, y el embajador Patrick Kennedy, Subsecretario de Estado para la Gestión.

Se presentaron muy pocos congresistas demócratas para la audiencia, y el principal argumento que presentó el líder demócrata de la Comisión, el representante Elijah Cummings, de que fue el Congreso de mayoría republicana quien había recortado el presupuesto de seguridad de las embajadas, fue rebatido rápidamente por el hecho de que 149 demócratas de la Cámara de Representantes —incluyendo al propio Cummings— habían votado por los recortes, y además, el retiro de la seguridad para el embajador en Libia involucraba la eliminación de una unidad de fuerzas especiales, denominado Equipo de Seguridad del Sitio (SST), el cual se financia con el presupuesto del Departamento de Defensa, no del Departamento de Estado, así que esto no tiene nada que ver con el presupuesto del Departamento de Estado.

Lo más destacado

Los aspectos más destacados durante la audiencia fueron los siguientes:

** Patrick Kennedy alegó en su declaración inicial y luego repetidamente que "si cualquier funcionario del gobierno, incluyendo funcionarios de carrera, hubiera salido por televisión el domingo 16 de septiembre, hubieran dicho lo que dijo la embajadora Rice". Rice había dicho que el ataque fue resultado de una manifestación contra un video antimusulmán y no un ataque terrorista premeditado.

Kennedy dijo esto a pesar del hecho de que él mismo había informado al Congreso a 24 horas del ataque que este había sido un ataque terrorista.

La absurda declaración de Kennedy en defensa de Rice y de la Casa Blanca de Obama la desbarató otro testimonio que se presentó.

Durante la audiencia, Charlene Lamb declaró que tanto la embajada en Trípoli como el Departamento de Estado en Washington fueron notificados del ataque inmediatamente y que ella mantuvo un contacto en tiempo real con el personal en Benghazi durante el ataque así como durante los días posteriores, cuando el personal que sobrevivió fue evacuado a Trípoli.

La pregunta que plantearon varios congresistas fue, ¿cómo puede sostener entonces Kennedy que cualquiera hubiera dicho lo mismo que dijo Rice, cuando Lamb y otros estuvieron en contacto con los representantes estadounidenses en el terreno y en tiempo real?

* Salió a la luz que existe un video de 50 minutos sobre el ataque, el cual el Departamento de Estado se ha rehusado a presentar a las Comisiones del Congreso hasta ahora. Pero si había un video que claramente muestra que no hubo ninguna manifestación de protesta, ¿por qué Rice y Carney hicieron las declaraciones que hicieron?

El presidente de la Comisión, Daryl Issa, declaró que la Comisión ha solicitado el video. Kennedy dijo que él tenía una copia pero no se las entregaría, porque es parte de una investigación en curso.

* El representante Trey Gowdy quería que Susan Rice compareciera ante la Comisión y testificase bajo juramento para preguntarle quién le había dicho que el ataque había sido una reacción al video. Dijo que tanto Rice como Carney habían hecho declaraciones abiertamente falsas la pueblo estadounidense, lo cual muestra negligencia y desprecio por la verdad, o algo más inicuo.

Issa anunció que la Comisión solicitará una entrevista privada con Susan Rice aproximadamente en una semana.

* Lo que se documentó durante la audiencia es que la situación de seguridad en Benghazi había empeorado, y no obstante los funcionarios del Departamento de Estado, en especial Charline Lamb, le habían dicho a Eric Nordstrom que si solicitaba una extensión para mantener las fuerzas de seguridad SST en Libia, la solicitud sería rechazada.

Testimonios contradictorios

Bajo interrogatorio, Lamb sostuvo que Nordstrom no había hecho la solicitud, sino que solo había hecho una recomendación; sin embargo, como declaró Nordstrom, la solicitud fue presentada y se tituló "Solicitud para una extensión de SST".

En su testimonio, el teniente coronel Wood declaró que el SST lo proporcionó el Comando Africano de EU y que el general Hamm había ofrecido el SST al embajador Stevens en cuanto fuese necesario. Este equipo fue eliminado desde el 5 de agosto, a pesar del deterioro en las condiciones de seguridad, lo cual Wood describió así: Las cosas pasaron de difíciles a inciertas. Una pérdida de vida podría ocurrir en cualquier momento. La norma era una situación sin ley. Habían asesinatos de seguidores de Gaddafi y viceversa. No había control de las fronteras y del tráfico de armas. Se podía conseguir armas antiaéreas en cualquier lado. Había un aumento en los ataques a objetivos estadounidenses. La Cruz Roja y el consulado británico había salido. Nosotros éramos la última bandera que hondeaba, el último objetivo a sacar de Benghazi. No obstante, la decisión de no renovar el SST era un hecho.

* El representante Dennis Kucinich fue el único congresista en señalar que esas condiciones eran resultado de la decisión de intervenir en Libia, para empezar. Argumentó que Estados Unidos fomentó una guerra civil, destruyendo Libia. Intervenimos, dijo, sin autorización constitucional. Y ahora Al Qada se ha extendido. Nuestra intervención militar ha creado la inestabilidad. El Congreso no actuó para detener esa y otras guerras, y no ha detenido los ataques con aviones robot. Dejemos de tratar de derrocar gobiernos. Esas intervenciones no nos han dado mayor seguridad.

Luego preguntó, ¿se ha establecido Al Qada más en Libia que antes? Patrick Kennedy no respondió, y dijo que él no era un agente de inteligencia. Kucinich preguntó, ¿qué tantos cohetes portátiles tierra-aire están perdidos en Lilbia? Kennedy dijo que no sabía.

Nordstrom, por otro lado, dijo que andaban perdidos entre 10,000 y 20,000 de esos proyectiles, y Wood dijo que, si señor, Al Qaeda está más establecido en Libia y creciendo día a día.

Tanto el representante Labrador como el representante Burton preguntaron a Wood y a Nordstrom sus evaluaciones inmediatas del ataque al consulado en Benghazi. Wood dijo que se reconocía instantáneamente un ataque terrorista. Éramos la última bandera que ondeaba. Nordstrom dijo que pensó que era el grupo afiliado a Al Qaeda, Al Ansar Sharia.

Le pidieron que comparase las capacidades relativas de un equipo SST con el personal de seguridad local, y Wood dijo que las fuerzas especiales SST son los soldados mejor entrenados del mundo, muy por encima del personal de seguridad local contratado, armado con una pistola.

En respuesta a una pregunta de Issa, dijo que hubiera habido mayor capacidad para evacuar el personal del consulado de manera segura con el equipo SST, debido a la superioridad táctica y de armas. Cuando salió el SST, eso ya no era posible. Cuando le preguntó el representante Meehan por qué les habían negado una mayor ayuda, dijo que quienes podrían responder mejor son los que tomaron la decisión.

Dennis Ross dijo que el Presidente de Libia había señalado que fue un ataque terrorista. ¿Significa eso que las agencias de inteligencia de Libia son superiores a las nuestras?

Al final de la audiencia, Patrick Kennedy declaró que no había "inteligencia sólida" sobre un plan o cualquier indicio de un ataque tan letal".

Pero Eric Nordstrom declaró que en su evaluación, "no íbamos a obtener recursos sino hasta después de algún incidente". Wood añadió que se peleaba una batalla perdida. No pudimos mantener lo que teníamos.

Finalmente, Nordstrom declaró que a su regreso a Estados Unidos, un superior cuyo nombre de pila es Jim, le dijo que "ustedes piden el sol, la luna y las estrellas". Norstrom concluyó que: "Para mí, el Talibán está adentro del edificio".