Declaración de LaRouche PAC: Votar por Obama es votar por la guerra termonuclear

5 de septiembre de 2012

Declaración de LaRouche PAC

Votar por Obama es votar por la guerra termonuclear

4 de septiembre de 2012

En una presentación descarnada y apremiante, el último video documental de LaRouche PAC, "No sobreviviríamos"[1], muestra el horror de la guerra termonuclear a la que el Presidente Barack Obama esta llevando al mundo actualmente. "No sobreviviríamos" es un retrato sombrío y dantesco, pero completamente real, de la amenaza de guerra termonuclear, las consecuencias y el despliegue que ha hecho Obama de un parte importante del arsenal termonuclear de Estados Unidos hacia múltiples teatros que amenazan a Rusia y China. Durante los últimos tres años de Obama, la guerra termonuclear se ha convertido en una realidad más inminente que en cualquier otro momento de la historia reciente.

"No sobreviviríamos" se estrenó intencionalmente el fin de semana previo a la convención del Partido Demócrata donde se postularía al candidato presidencial, como parte crítica de la movilización a gran escala de LPAC para garantizar que Barack Obama no sea reelecto como Presidente. Solo hay un tema, uno sólo, en esta elección: La guerra termonuclear y el poder de destruir a la población estadounidense. Ese poder esta ahora en las manos de Barack Obama. LaRouche advirtió al inicio de esta semana que, "Si se reelige a este presidente, ¡estás muerto!... No hay otro tema para celebrar o incluso de que preocuparse. Todo eso te dejará de pesar cuando te maten".

Sacamos a Obama y desaparece la amenaza de guerra termonuclear.

Esta pelea se puede ganar. Ya hay una fractura en el apoyo a la reelección de Barack Obama.

En el nivel estratégico más alto, las fisuras son muy grandes. El general Martin Dempsey, jefe del Estado Mayor Conjunto de Estados Unidos, transmitió recientemente múltiples mensajes públicos durante su presencia en Londres, en los cuales contradice directamente el plan de Obama para la guerra. El titular que le dio el periódico londinense The Independent a su reseña de esto, fue "Obama está equivocado sobre la acción en Siria, dice el general de más alto rango", donde se cita a Dempsey diciendo que la comparación que se hace entre Libia y Siria es, en el mejor de los casos, una fuente de "diversión". Sobre Irán, Dempsey dijo que no ha hecho ninguna solicitud de notificación por adelantado de un ataque proveniente de Israel, en parte porque "No quiero ser cómplice si ellos (Israel), deciden hacerlo".

El representante Walter Jones (republicano de Carolina del Norte), envió una advertencia a la Casa Blanca en una carta personal dirigida a Obama, donde declara que comprometer a la nación en una guerra, sin la aprobación del Congreso, "constituye un delito grave que amerita juicio político". Deben salir más voces como estas en las próximas semanas, antes de 6 de noviembre.

Esta pelea se debe ganar también con el pueblo estadounidense. La población estadounidense tiene un historial de doce años de absoluta estupidez en las urnas electorales, que le dieron dos períodos presidenciales a George W. Bush y eligieron a Obama. Si la masa de votantes estadounidenses son tan estúpidos como para reelegir a Barack Obama como Presidente, entonces el escenario descrito en "No sobreviviríamos" no sólo será probable, sino que prácticamente inevitable.

Lyndon LaRouche identificó inicialmente la predilección de Obama para asesinar el 9 de abril de 2009, cuando lo diagnosticó como la encarnación moderna del emperador romano Nerón. El narcisismo patológico de este presidente, como el de Nerón, lo hace capaz de un asesinato en masa. Ya ha cometido un asesinato en masa en Libia, con sus asesinatos con aviones robot, con su "lista de asesinatos" semanal y con sus políticas económicas para Estados Unidos, que han dejado a millones de estadounidenses desempleados, al borde de la inanición, y a merced de su asesina política de seguridad social. La guerra termonuclear, o la amenaza de guerra termonuclear contra las superpotencias de Rusia y China sería el último acto de asesinato masivo, un holocausto sin comparación.

Esto lo entienden las principales figuras militares del mundo, que cualquier confrontación regional crearía inevitablemente una escalada hacía la guerra mundial. Una intervención estadounidense en Siria, donde Obama ha trazado una "línea roja" al movimiento de armas químicas, llevaría a que esto suceda. Un ataque de Israel en contra de Irán, que esencialmente ha sido tolerado por Barack Obama, daría como resultado tal confrontación. Este escenario de guerra termonuclear global es precisamente la intención del Presidente Obama y sus controladores británicos, los mismos controladores británicos del criminal de guerra internacional, Tony Blair.

Actualmente hay un calendario muy breve para hacer un dramático cambio de guardia. El derrumbe de la economía transatlántica es una fuerza de presión que determina la actual postura de guerra de Obama y sus controladores británicos. Se trata de una facción que primero acabaría con el mundo y con ellos mismos, que quedarse atrás en una lucha de poder geopolítica, económica-financiera contra las naciones en ascenso de la región transpacífica.

La situación exige acción. Utiliza todos los recursos que tengas a tu disposición para ganar esta pelea. Apoya financieramente a LaRouchePAC; comparte "No sobreviviríamos" por todos lados; y ten el valor de decir la dura verdad a tus conciudadanos: Votar por Barack Obama, es un voto por la guerra termonuclear.

Enlaces:

[1]: http://larouchepac.com/unsurvivable