La crisis del Banco Monte Dei Paschi coloca la Glass-Steagall en la mira en Italia

28 de enero de 2013

28 de enero de 2013 — La crisis del Banco Monte Dei Paschi di Siena (MPS) está poco a poco haciendo que se hable públicamente de la Glass-Steagall. Aunque todavía no se ha desatado el debate, es notorio que cuando alguien introduce la Glass-Steagall en la discusión, nadie se atreve a oponerse.

Ayer, en la reunión de accionistas del MPS, en tanto los medios noticiosos estaban entretenidos con el show presentado por el comediante Beppe Grillo, se le dio muy poca atención a la intervención en esa reunión de un miembro del Parlamento Europeo, quien hizo un llamado para que se implemente de inmediato la Glass-Steagall. El miembro del Parlamento Europeo, Claudio Morganti, secretario general del partido político Lega Nord en la Toscana, dijo que "el restablecimiento de la ley Glass-Steagall, que fue eliminada en 1999, permitiría la separación de los bancos comerciales y los bancos que se dedican a las actividades especulativas y de gran riesgo. Yo me pregunto si es accidental que, luego de haber eliminado la Glass-Steagall, comenzaron tantos problemas con derivados y activos tóxicos. La cantidad de activos chatarra que se comercia en los mercados financieros es diez veces más grande que la riqueza mundial. Lo derivados son un arma de destrucción masiva, y solo después de que se introduzca un proyecto de ley que separe los bancos, podríamos proceder a identificar las tareas y las responsabilidades".

Morganti le hizo un llamado al director ejecutivo del MPS, Alessandro Profumo, para que "se ponga a trabajar y saque a los responsables por esa caída, pero al mismo tiempo proteja a los empleados y haga de la reconstrucción del MPS una historia de éxito para Siena".

Morganti también dijo que está en contra de que se nacionalice al MPS, como ya alguien está proponiendo que se haga. "Yo nunca nacionalizaría un banco como el MPS, que está repleto de activos tóxicos. Los contribuyentes se verían obligados a cubrir las pérdidas y su recapitalización. Tales pérdidas las deben pagar loe que en realidad las crearon, sin que Papá Estado interceda".

Después de que el precio de sus acciones bajaron 20% en tres días en el mercado, ayer el Monte Dei Paschi di Siena fue rescatado por una "mano invisible" que compró sus acciones en el mercado elevando su valor a un 11.36% en un día.

En un programa de opinión del Canal RAI2 en la TV nacional, inclusive la ex ministra y candidata de una lista de candidatos derechista, Giorgia Meloni, afirmó que ellos son "el único partido cuyo programa pide que se separe los bancos comerciales de los bancos especulativos". Su opositor, un representante del libre mercado del Partido Demócrata, Francesco Boccia, balbuceó que apoya esa propuesta. Dijo que "estamos de acuerdo en las finanzas, estamos en desacuerdo en la economía".