Analista ruso destaca la amenaza yihadista a Rusia, en relación a Siria

1 de febrero de 2013

1 de febrero de 2013 — Un artículo en el semanario ruso Zavtra, publicado el miércoles 30 de enero, destaca que Moscú percibe amenazas serias a la seguridad de Rusia, en conexión con las operaciones apoyadas en el extranjero para derrocar al presidente Bashar Assad de Siria. En particular, los analistas rusos están discutiendo la amenaza yihadista al Cáucaso Norte, con relación a la entrevista de CNN del 25 de enero al Primer Ministro Dmitri Medvedev, grabada en Davos, Suiza.

Según el artículo de Zavtra escrito por Alexander Nagorny, cuando Fareed Zakaria de CNN le preguntó a Medvedev sobre la expansión del yihadismo radical, diciendo: "Ustedes van a tener que enfrentar esto en su patio trasero", en por lo menos algunas de las versiones del programa que salieron al aire en Rusia, mostraban un mapa del sur de Rusia, con flechas marcadas "Yihad islámica" y apuntando hacia el Cáucaso Norte de Rusia: Dagestán, Ingushetia, Chechenia y Kabardino-Balkaria. Esto sonó como un ultimátum, comenta Nagorny: "Assad tiene que rendirse inmediatamente o si no el escenario sirio se va a llevar hasta el Cáucaso Norte de Rusia". El autor caracterizó esto como "Zakaria quizá sin darse cuenta realmente, le estaba proponiendo esencialmente a Medvedev lo que los líderes del Tercer Reich le ofrecieron a Chamberlain y Daladier en vísperas de la Segunda Guerra Mundial: entréguenos Checoslovaquia y después de esto viviremos en paz".

Nargorny opinó que más que la respuesta que dió Medvedev de que Moscú no estaba atado a Assad, lo importante hubiera sido "preguntarle [a Zakaria] por qué Turquía, Qatar y Arabia Saudita, que abastecen con armamento, dinero y mercenarios a la "oposición irreconciliable" siria, están haciendo esto bajo la bandera de Al-Qaeda. Después de todo, en la entrevista inmediatamente anterior, el rey Abdullah de Jordania le había dicho a Zakaria que los combatientes de Al-Qaeda estaban combatiendo a Assad en Siria, junto con las organizaciones islámicas radicales asociadas, y que él, el rey, no sabía como iba a poder sobrevivir si caía Assad".