Mensaje de general argentino a la Conferencia del Instituto Schiller sobre la IDE

29 de marzo de 2013

29 de marzo de 2013 – El general (r) Héctor Fautario de Argentina, envió un saludo a la conferencia del Instituto Schiller conmemorando el 30avo aniversario de la Iniciativa de Defensa Estratégica el pasado 23 de marzo, expresando sus mejores deseos por el éxito de la misma. En su mensaje señaló que "los 30 años no han sido nada con respecto a eso. Todo tiene vigencia".

El general brigadier Héctor Fautario fue el comandante en jefe de la Fuerza Aérea Argentina de 1973 a 1975, y fue removido de su cargo a fines de 1975 porque se rehusó a hacerle el juego al golpe militar en contra del gobierno de Isabel Perón, golpe que en 1976 llevó a la escuela económica del liberalismo británico de los "Chicago Boys".

A fines de 1983 —unos meses antes de la histórica visita de Lyndon LaRouche a Argentina en junio de 1984, durante la cual se reunió por una hora con el entonces Presidente Raúl Alfonsín, e impartió seminarios sobre la IDE en las instituciones de la elite militar y científica del país— Fautario fue el primero en el sector en desarrollo en respaldar las armas de rayos y la propuesta de la IDE que había presentado el Presidente Reagan al mundo el 23 de marzo de ese año.

En una entrevista con el semanario EIR de LaRouche, el 28 de octubre de 1983, Fautario dijo:

"Yo creo que el desarrollo de las armas de rayo… es sumamente importante. Lo podría comparar directamente con el desarrollo alcanzando por Estados Unidos cuando lanzó su famoso programa de la NASA para aterrizar en la Luna y alcanzar otros planetas. Requiere enormes inversiones que claramente llevarán al desarrollo no solo de todo tipo de armas, sino también será de provecho civil, como en el campo de la medicina...

"También sería útil para repatriar a los 'cerebros' argentinos para crear conciencia y para desarrollar el lado civil, al mismo tiempo que desarrollamos el lado estratégico militar. Creemos sinceramente que en estos campos, podemos luego irradiar y difundir estas tecnologías por toda América Latina, como lo estamos haciendo en el área nuclear...

"Hay algo que deberían tomar en cuenta el FMI y otras instituciones del mundo que dan crédito. Nuestros países no pueden negociar con el hambre y la pobreza de nuestro pueblo… Todo tiene su límite. Lo que yo recomiendo es que no se rebase ese límite. Nos gusta decir que una cuerda se puede estirar, pero no se debe romper. Yo creo que nos encontramos en el punto de ruptura".