"No crean que sus depósitos están seguros. No lo están"

5 de julio de 2013

5 de julio de 2013 -– El pasado miércoles 3, la Fundación Konrad Adenauer realizó en Wiesbaden, Alemania, un acto que muy bien se podría haber llamado "No preguntes que puede hacer tu banco por ti, pregunta que puedes hacer tú por tu banco", en donde los dos ponentes, el ministro de Finanzas del estado de Hesse, Thomas Schäfer (de la Unión Demócrata Cristiana) y el economista en jefe del banco Deutsche Bank, Thomas Mayer, hicieron discursos de propaganda a favor del llamado mecanismo de "rescate interno" (el prototipo Chipre). Mayer se refirió incluso al "ciudadano ignorante del estado de bienestar", que siempre quiere que el estado le dé pero él nunca da nada, en contraste con el "ciudadano ilustrado del estado de bienestar", quien ¡paga más impuestos voluntariamente!

Un grupo del movimiento de LaRouche ahí presente, intervino dos veces. El corresponsal de EIR, Rainer Apel, les dijo que Europa es algo más que auxilios de deudas y presupuestos equilibrados, Europa significa el humanismo que no es compatible con la austeridad brutal, y les preguntó que si tenían el derecho de calificar al dueño de un taller en Chipre que tenía más de 100,000 euros en su cuenta bancaria un "ciudadano ignorante" porque se resistió a dejar que le robaran sus depósitos para salvar al banco. Apel destacó que causaba sorpresa que los demócrata cristianos estén participando en negociaciones para preparar a la gente a que acepten que les expropien sus depósitos en masa, y les dijo que el propio Konrad Adenauer estaría indignado de que utilizaran su nombre para eso.

Thomas Schäfer respondió que se habían tomado las lecciones de la crisis de los últimos años y que la consecuencia lógica de ello era la formación de la Unión Bancaria en la Unión Europea, y que era "iluso creer que los depósitos de uno están seguros" y que los depositantes simplemente tenían que asumir el riesgo... (¿de que los banqueros hagan lo que les dé la gana con los depósitos ajenos?)

Thomas Mayer dijo que era erróneo creer que los depósitos siempre están garantizados, y que las estadísticas recientes del Banco Central Europeo (BCE) mostraban que la propiedad promedio de un alemán están en 51,000 euros, mientras que la propiedad promedio de un chipriota era de unos 600,000 euros, así que no robaron a nadie en Chipre, y lo que se hizo ahí fue simplemente poner en acción lo que se ha venido discutiendo desde hace tiempo, el mentado "rescate interno".

Otra persona del público dijo que estaba impresionado de escuchar que ya un banco no es un lugar seguro para guardar el dinero, y entonces ¿dónde lo guarda uno?, preguntó. Un murmullo se extendió por todo el salón, mientras que los conferencistas repetían su propaganda por el prototipo Chipre.