Lavrov: Estados Unidos trata de chantajear a Rusia sobre Siria

23 de septiembre de 2013

23 de septiembre de 2013 – Estados Unidos está presionando a Rusia para que apruebe una resolución de las Naciones Unidas que le permitiría una intervención militar en Siria, a cambio del respaldo estadounidense a que se acepte a Sira en la Organización para la Prohibición de Armas Químicas (OPAQ), declaró el ministro de Relaciones Exteriores ruso, Sergei Lavrov, en una entrevista este domingo 21 que se reprodujo en todos los medios informativos rusos.

"Nuestros socios estadounidenses están empezando a chantajearnos. Si Rusia no apoya una resolución bajo el Capítulo 7, entonces retirarían el apoyo para que Siria entre a la OPAQ. Esto es un alejamiento absoluto de lo que yo acordé con el Secretario de Estados John Kerry", dijo Lavrov en el programa Vremya del Canal 1 de la televisión rusa. El Capítulo 7 de la carta de la ONU permitiría una intervención militar en Siria.

Lavrov dijo que se sorprendió con el enfoque "negligente" que tiene Occidente. "Nuestros socios están cegados por una misión ideológica de cambio de régimen", dijo Lavrov. "No pueden admitir que han cometido otros errores".

Lavrov criticó duramente las intervenciones anteriores en Libia y en Iraq, y dijo que las intervenciones militares solo podrían conducir a una catástrofe en la región. Si en verdad Occidente está interesado en una solución pacífica al conflicto que se ha extendido ya por más de dos años, estarían ahora promoviendo que Siria ingrese a la OPAQ, para empezar, y no la salida del Presidente Bashar Assad, dijo Lavrov, de acuerdo a la versión de Russia Today. "Estoy convencido de que Occidente hace esto para demostrar que son los que controlan el terreno en el Oriente Medio. Este es un enfoque totalmente politizado", dijo Lavrov.

Un ataque militar ocasionaría que los militantes rebeldes tomasen el poder, y Siria ya no sería un Estado secular. Unas tres cuartas partes "de estos tipos son yihadistas", incluyendo a los grupos más radicales como el Frente Al-Nusra y el Estado Islámico de Iraq y Levante, que quieren crear un califato islámico en Siria y en los territorios circunvecinos, dijo Lavrov.

"Si nuestros socios occidentales piensan cuando menos unos dos pasos adelante, no podrán evitar entender esto", subrayó Lavrov. En cuanto a por qué querría occidente una intervención, Moscú hasta ahora no ha recibido una respuesta clara, dijo. Solo hemos escuchado "mantras" sobre la necesidad de promover la democracia y proteger los derechos humanos. Esto es importante, pero eso no presupone un interés por garantizar la estabilidad en una región del mundo muy importante, lo cual es absolutamente irresponsable, señaló Lavrov.