Senador Ed Markey denuncia la amenaza de los saudíes de comprar bombas nucleares

30 de noviembre de 2013

30 de noviembre de 2013 — El senador Ed Markey (demócrata por Massachussets), presidente de la Subcomisión de Desarrollo Internacional de la Comisión de Relaciones Exteriores del Senado, reclamó en términos muy severos a Arabia Saudita por los informes de que el Reino de Arabia Saudita está preparado y es capaz de comprarle armas nucleares a Paquistán y ya tiene los sistemas de misiles que necesita para desplegar estas armas. Citando un informe de prensa de la cadena noticiosa BBC de Londres, del 6 de noviembre, [1] Markey le envió una carta al Presidente Obama el 21 de noviembre "expresando grave preocupación de que Arabia Saudita está acelerando su búsqueda de un programa de armas nucleares, y se prepara para hacer una transferencia de armas nucleares desde Paquistán", según informa un comunicado de prensa publicado en el sitio electrónico de Markey.

"Yo le insto encarecidamente que cese las negociaciones que le permitan a Arabia Saudita adquirir tecnología nuclear estadounidense o de origen estadounidense, a tomar medidas que garanticen que Paquistán no le transfiera armas nucleares a Arabia Saudita o a ninguna otra entidad, y a que modifique los términos de cualquier otro acuerdo nuclear que se esté negociando para que se incluya una garantía de que el país en cuestión no va a reprocesar uranio o enriquecer uranio que podría posibilitarle desarrollar armas nucleares por su propia cuenta".

En la carta, Markey también pide "detener los planes de cualquier transferencia de tecnología nuclear estadounidense a Arabia Saudita, [2] así como también modificaciones a los términos" para asegurarse que Arabia Saudita "no se vaya a enfrascar en actividades que le pudieran posibilitar desarrollar armas nucleares por su cuenta".

Markey cita directamente la declaración del rey saudí Abdullah en el 2009 de que Arabia Saudita "va a conseguir armas nucleares" si Irán construye una bomba nuclear. También destaca que ya para principios de los 1980, Arabia Saudita había hecho "aperturas" hacia la adquisición de armas nucleares.

Markey también incluye vínculos al documento del Departamento de Estado de EU llamado "Acuerdos para la Cooperación Nuclear Pacífica y Obligaciones Recíprocas", en donde se habla de aportar tecnología nuclear para fines pacíficos a Arabia Saudita bajo la Sección "123" de la Ley de Energía Atómica de 1954.

Debido al historial de declaraciones de la más alta realeza de Arabia Saudita, entre ellos el mismo rey, amenazando con adquirir armas nucleares y debido a la denuncia de la BBC de los esfuerzos sauditas para obtener armas nucleares, Markey quiere que se paren los acuerdos nucleares entre Estados Unidos y los saudíes, y quiere que el gobierno investigue el programa saudí.