Se intensifica la crisis en Siria, tras el fracaso de Ginebra II

4 de febrero de 2014

3 de febrero de 2014 — Luego de la conferencia Ginebra II de la semana pasada en Montreux, Suiza, en donde los británicos y Obama se aseguraron de que fracasara al hacer que sus títeres de la "oposición" en Siria insistieran en demandas que sabían eran inaceptables para el gobierno sirio, de nuevo se intensificaron las tensiones que fácilmente podrían llevar a una guerra regional.

El Secretario de Estado de Estados Unidos, John Kerry presionó al Ministro de Relaciones Exteriores de Rusia, Sergei Lavrov, en la Conferencia de Seguridad de Munich para que presionara al gobierno de Siria para que acelerara la eliminación del armamento químico. El gobierno de EU dice que solo se ha eliminado un 4% de las armas químicas que ha declarado tener el gobierno sirio. Se ha establecido como plazo el 30 de junio para que Siria retire y destruya todas sus armas químicas. La agencia noticiosa británica BBC sugiere la posibilidad de establecer sanciones contra Siria debido a estas supuestas "demoras"

El enviado de la ONU, Lakhdar Brahimi, dijo en un panel sobre Siria en la conferencia de Munich: "Hemos fallado en algún lado. Podemos decir que es un problema espinoso, es difícil. Pero hay una falla en algún lado". Sin embargo, Brahimi dijo que esperaba que se reanudaran las pláticas el 20 de febrero en Ginebra con un espíritu "más constructivo".