Ex director de la FSB Nikolai Patrushev se hace eco de "Tormenta sobre Asia" de 1999 de LaRouche

21 de octubre de 2014

20 de octubre de 2014 — Según Rusia Today, el ex director del Servicio Federal de Seguridad de Rusia (SFS) de 1999 al 2008, Nikolai Patrushev, dijo en entrevista con la revista del gobierno Rossiskaya Gazeta que los analistas de inteligencia de Rusia han establecido que el actual programa antirruso que se está llevando a cabo en Ucrania y otros lugares, data de los 1970 y se basa en la "estrategia de puntos débiles" del asesor de Seguridad Nacional Zbigniew Brzezinski, el plan para convertir los problemas potenciales del oponente en crisis de envergadura.

"La CIA decidió que el punto más vulnerable en nuestro país era su economía. Después de hacer un modelo detallado, los especialistas estadounidenses establecieron que la economía soviética sufría de una dependencia excesiva de las exportaciones de energía. Después, desarrollaron una estrategia para provocar la insolvencia económica y financiera del estado Soviético, mediante una caída aguda en los ingresos presupuestales y un alza significativa en los gastos debido a problemas organizados desde el exterior", le dijo Patrushev a los periodistas.

La política hostil que ejerció Estados Unidos en contra de la Unión Soviética continuó hasta los tiempos modernos, pero esta vez el objetivo era la Federación Rusia por ser el único país en el mundo que poseía las suficientes armas nucleares como para poder oponerse significativamente a Estados Unidos.

"Los estrategas estadounidenses consideraron que la solución a esta situación era la destrucción final de la Administración Central en nuestro país con el subsecuente desmembramiento de su territorio" reveló Patrushev.

El nuevo plan se puso en vigor a través del apoyo estadounidense al separatismo chechenio, pero fue frustrado por Vladimir Putin dijo el funcionario. Sin embargo, la estrategia nunca se ha abandonado.

La siguiente fase se dio en Georgia en el 2008.

Patrushev dijo que los acontecimientos actuales en Ucrania, no eran más que resultado de esta estrategia. "El golpe de Estado en Kiev fue llevado a cabo con el apoyo abierto de Estados Unidos, utilizando el esquema clásico intentado y probado en Latinoamérica, África y el Medio Oriente. Pero nunca antes había tocado este esquema tan seriamente a los intereses rusos" afirmó.

"Nuestro análisis muestra que cuando los estadounidenses provocan a Rusia para que tome pasos de reciprocidad, están persiguiendo los mismos objetivos que tenían en los 1980 en relación a la Unión Soviética. Como fue en ese entonces, ahora están buscando los puntos débiles de nuestro país" dijo el exdirector del SFS.