LaRouche sobre la crisis griega: Solo hay una salida para este desastre

26 de junio de 2015

25 de junio de 2015 — La Unión Europea (UE) no está haciendo otra cosa que aplicar tácticas dilatorias, dijo hoy el economista Lyndon LaRouche. Esto hay que decirlo. Solamente están entorpeciendo todo. Ellos saben cuáles son los problemas, y los griegos han planteado de manera muy clara que los problemas son limitados, así que déjense de tonterías. Porque, de otro modo, si no lo van a hacer, entonces simplemente hay que cancelar todo y que los griegos se muevan a un departamento diferente y se salgan de Europa. Esa es la única manera de plantearlo. Hay que decirlo, más vale que estos tipos se pongan razonables y dejen de tratar de dilatar todo; lo único que hay que hacer es fijar claramente la posición.

Digamos que el problema aquí, en esta discusión, es que algunas partes de Europa se niegan a admitir el hecho de que sus gobiernos o sus representantes, cometieron un fraude en contra del pueblo griego. Y estos elementos exigen que se les tenga consideración: que los griegos tienen que pagar la deuda que se creó mediante un fraude. Simplemente hay que decir que no se va a honrar un fraude.

Se robaron el dinero, por pura especulación, y ahora exigen que de nuevo se les pague todo. Y nosotros decimos: "No, ya robaron más que suficiente". Esa debe ser la consigna.

La mosca en la sopa es que, un tratamiento honrado a las deudas que se le atribuyen a los griegos, significaría que pondríamos en bancarrota a los principales intereses especulativos, principalmente en Europa y Estados Unidos. Por lo tanto la única manera de arreglar esto, no es preocuparse por lo que están haciendo los griegos. El problema que debe preocuparle a Europa, es el hecho de que las deudas europeas, que son estas deudas de casino, no son fungibles. Por lo tanto, esto significaría, por ejemplo, cancelar a Wall Street y regresar a la ley Glass-Steagall.

Debemos decir: "Ustedes no entienden nada. Porque lo que defienden son activos sin valor. Están tratando de volver a cometer un fraude, que ya habían cometido anteriormente. Ahora, déjense de tonterías: lo que tienen que hacer, es procurar una política Glass-Steagall global. Únanse a Estados Unidos y juntos restableceremos la política de Glass-Steagall en Estados Unidos. Y eliminaremos las deudas inservibles. Y ustedes, en Europa, ustedes van a eliminar sus deudas inservibles, de la misma naturaleza. Especialmente las británicas". Y esa es la única forma de hacerle frente a esto.

El hecho es que esa es la única forma en que va a funcionar esto; los europeos van a tener que tragarse lo que tengan que tragarse. Porque sabemos que buena parte de su sector bancario es puramente especulativo. Y lo que exigen, en los hechos, es que se protejan sus robos. La solución es que se restablezca la política de Glass-Steagall en las regiones pertinentes del planeta, incluyendo Estados Unidos, y así sucesivamente. Todos debemos regresar a la política de Glass-Steagall.

Esa es la única manera de salir de este desastre, porque si se cierran los bancos de EU, que son bancos especulativos, se tiene que hacer conforme al derecho de EU. Y por lo tanto, se habrá cambiado el carácter del sistema monetario de Estados Unidos, en particular, para eliminar este sistema de estafas. Se regresa a la Glass-Steagall. Ahora se utiliza el hecho de que se ha vuelto a la Glass-Steagall para utilizarlo como una fuente de crédito. Se pone esa fuente de crédito en manos del gobierno de EU, para que sea ahora el gobierno de EU, que es la agencia que representa al pueblo de Estados Unidos. Recomendamos que se aplique un enfoque similar en Alemania, en Francia y así sucesivamente. De esta forma, es cierto, los estafadores pierden su dinero. Pero los estafadores son estafadores. Así que, lo que hacemos es que les quitamos el dinero a los estafadores y se regresa a los bancos nacionales respectivos, es decir a los sistemas bancarios de los gobiernos. Y creamos una nueva política Glass-Steagall de desarrollo internacional en una parte significativa de la región transatlántica. Eso es lo único que debemos de poner sobre la mesa.

Ahora bien, no hay más que imaginarse al ministro de Finanzas de Alemania Schauble y demás, todos estos tipos raros, piratas y ladrones, desatados por ahí chillando que se debe proteger los supuestos intereses de los piratas y estafadores. Volvamos a los métodos de Franklin Roosevelt; y el método de Franklin Roosevelt es el modelo. Francia lo necesita. No le va a ayudar a Francia ni un ápice tratar de volver a estafar a Grecia. Lo que se necesita hacer es limpiar la situación: limpiar el sistema monetarista. Eso no va a resolver todos los problemas, pero nos va a dar los cimientos sobre los cuales construir soluciones. Echemos a andar la producción. Y clausuremos este sistema especulativo del euro; estos tipos son todos una banda de ladrones. Y los británicos en primer lugar. Así que, no hay que preocuparse por sus beneficios; no están por recibir nada de beneficios.

Lo que necesitamos es un sistema económico, un sistema de banca federal, un sistema de banca nacional. Se necesita limpiar todo y volver al concepto de Franklin Roosevelt de la Glass-Steagall. El punto es que, quienes le están exigiendo esas demandas a Grecia, es la clase de los estafadores. No escuchen a los estafadores; regresemos a la economía nacional y no tendremos a este tipo de estafadores.