La élite británica contraataca en la investigación sobre pedofilia

14 de octubre de 2015

14 de octubre de 2015 — Luego de las sacudidas que ha sufrido el imperio británico por una serie de golpes desde múltiples flancos, que han puesto en duda su existencia misma, desplegaron al programa Panorama de la cadena mediática estatal BBC la semana pasada en un intento descarado por acabar con la amenaza particularmente desagradable a la credibilidad de su aparato imperial: el escándalo de pedofilia que ya ha alcanzado hasta las más altas esferas de la elite británica, incluyendo a la familia real, lo que llevó a la investigación del Scotland Yard a levantar cargos de que muchos de los círculos políticos, de inteligencia y de defensa más encumbrados de las instituciones británicas están involucrados en una red de pedofilia "VIP" que se remonta a más de tres décadas, la cual involucra asesinato de muchos niños, torturas, penosos daños corporales, violaciones, y otros abusos sexuales con niños en las décadas de 1970 y 1980.

La transmisión nacional de la BBC que durante décadas promovió y protegió al animador pedófilo monstruoso Jimmy Savile (quien fue amigo íntimo y confidente del príncipe Carlos), aprovechó su informe investigativo en Panorama del 5 de octubre para lanzar una cacería de brujas en contra de quienes encabezan y están llevando a cabo la investigación sobre la pedofilia, alegando que todo el escándalo no es más que un invento. Su "testigo" estrella fue una de las víctimas del abuso, quien alega que dio los nombres de destacados políticos "como una broma" y hacen un llamado para que la policía deje de investigar "cosas que probablemente nunca fueron ciertas". Exigen que rueden cabezas inmediatamente.

Quienes presionan para que se investigue no se han echado para atrás. Poco antes de que saliera al aire la versión de Panorama BBC, Scotland Yard dio a conocer una declaración en donde advierte que la BBC podría poner en peligro la "Operación Midland", la investigación que lanzaron en noviembre pasado en contra de los crímenes de pedofilia. "Nuestras preocupaciones se extienden más allá de Operación Midland. Nos preocupa que este programa y otros reportajes recientes disuadan a víctimas y testigos de salir a dar la cara en un futuro. El ver que un individuo hace acusaciones y que luego es puesto de blanco por los medios de comunicación, no va a animar a otros a hablar públicamente" dijo Scotland Yard.

El segundo al mando en el Partido Laborista Tom Watson, junto con un "servicio en línea" de investigación llamado Exaro, y el veterano trabajador social Chris Fay, quien denunció una parte clave de la red pedófila, han tomado el bando público.

Watson y Exaro fueron también las personas claves en la revelación de las operaciones ilegales de grabaciones de Rupert Murdoch, que dañaron su imperio de medios de comunicación. Watson, perfilado como un político de la calle, fue también una figura clave en el "golpe" político que echó abajo al Primer Ministro Tony Blair en el 2007.

Se dice que Exaro es financiado principalmente por el acaudalado economista Jerome Booth. Booth respondió al programa Panorama de la BBC y los ataques subsecuentes con una declaración en donde prometía seguir financiando a Exaro, citando informes de que la Comisión Independiente de Quejas Policiales está también investigando cómo es que 31 investigaciones policiales previas sobre abusos sexuales con niños cometidos por gente prominente fueron todas clausuradas bajo alegatos de "corrupción".

La realeza también se ha puesto en acción. Un íntimo del príncipe Carlos desde la niñez, el parlamentario sir Nicholas Soames del Partido Conservador, lanzó un ataque extraordinario en contra de Watson luego de la transmisión de Panorama, exigiendo que Watson se disculpara por hacer acusaciones sobre uno de los acusados, el ahora fallecido sir Leon Brittan.

Pero acaba de salir vinculado públicamente el príncipe Carlos con otro más de los pedófilos encumbrados, el obispo anglicano de 83 años, Peter Ball, quien fue encarcelado el 8 de octubre con una condena de 32 meses por abusos sexuales que se remontan a 40 años. Desde 1992, Ball ha sido el asesor espiritual e íntimo de Carlos, quien le dio refugio a Ball en una de sus propiedades en el ducado de Cornwall cuando por primera vez estallaron las acusaciones en su contra en 1993. Justo esta semana, Carlos se vio forzado a dar a conocer una declaración en donde niega que él haya intentado pervertir el curso de la justicia, en tanto que el Daily Mail del 9 de octubre informa que Ball fue introducido al círculo íntimo de Carlos por nadie menos que el protegido de Mountbatten y estrella de la BBC, Jimmy Savile.